España, 15-12-2017

Guinea Ecuatorial y el Sáhara Occidental en el Programa Electoral del PSOE

sede-del-psoeEugenio Pordomingo (19/2/2008)
En mi anterior Columna quedé en habarles sobre “Las mentiras de ZP”, pero pensé, son tantas y tan evidentes, que a pesar de que yo tratara de relacionarlas, comentarlas y situarlas, muchos no las iban a creer. Ya se sabe, los españoles erre que erre, o eres de unos o de los otros. Y lo que hacen los “tuyos” no se ve, es como si una espesa niebla nos nublara la vista. Solo se ve la paja en el ojo ajeno, recoge el refranero español.

Entonces pensé, ¿por qué no analizar lo que el PSOE de Ferraz ha dejado plasmado en su programa electoral para 2008? No crean que lo del “PSOE de Ferraz” lo pongo por poner; no. Yo conozco a muchos socialistas, sin cargo, sin prebenda, que están en contra de lo que está haciendo su partido. Otros muchos ni se han parado a pensarlo. Si lo dicen “ellos”, los de Ferraz, “ellos” saben más.

Mientras husmeaba en internet, buscando el Programa Electoral, me vino a la mente una frase que un día dijo el General Charles de Gaulle: “Como los políticos nunca creen lo que dicen, se sorprenden cuando alguien sí lo cree”.

Por cierto, que gran político, y no sólo en estatura física, fue ese hombre. Y cuantos dolores de cabeza produjo a los norteamericanos. ¡Que distinto a Nicolas SarKozy, al que ya empiezan a llamar en Francia “Sarkojet”, por lo rápido que acude a la llamada de George W. Bush! Una prueba la hemos visto en el diligente, rápido y sumiso Sí francés a la independencia albanokosovar.

Lo de “SarKojett”, lo propala la “izquierda caviar” francesa, llamada así por su afición a los exquisitos gustos de la alta burguesía. Vamos, que yo diría que los han superado…

En España, que parece no hay excesiva afición al caviar –y es que teniendo jamón, no es de extrañar-, la izquierda debería recibir el nombre de “izquierda ladrillera”, “izquierda publicitaria” o “izquierda ONG”, en razón de dónde le lleguen los convolutos, comisiones o dádivas. Pero, ahora pienso, después de ver las “reformas” en la vivienda oficial que se ha hecho el ministro de Justicia, Mariano F. Bermejo, habría que pensar, quizás, en otro nombre.

Ahora recuerdo otra frase, de personaje anónimo, que viene que ni pintada al caso: “La política es el arte de obtener el dinero de los ricos y el voto de los pobres con el pretexto de proteger a los unos de los otros”. La realidad lo supera.

Al fin encuentro el Programa Electoral del PSOE; pincho en “buscar” y hete aquí lo que han dejado plasmado los del PSOE sobre el Sáhara Occidental y Guinea Ecuatorial, que por si alguno no lo sabe fueron colonias y después provincias españolas…

Sobre el Sáhara Occidental me encuentro esto: “España apoya las negociaciones directas entre Marruecos y el Frente Polisario bajo el auspicio de Naciones Unidas, con el fin de alcanzar para el conflicto del Sáhara, en el marco del derecho internacional, una solución política justa, duradera, democrática y aceptable para todas las partes implicadas que permita la autodeterminación del pueblo saharaui”.

Sigo “buscando” por si hay algo más, pero nada. Leo y vuelvo a leer. No encuentro nada más… Ahora busco “Guinea Ecuatorial”. Me encuentro esto: “Prestaremos particular atención a Guinea Ecuatorial, trabajando estrechamente con sus autoridades, la oposición y el resto de actores sociales para avanzar en la democratización, el respeto de los Derechos Humanos, la distribución de la riqueza y el desarrollo económico del país”.

En este caso, ni se me pasa por la imaginación buscar más información… Noto que me hierve la sangre. Me pongo a escribir y salen del teclado palabras y frases que entiendo no debo dejar; al menos, trataré de cuidar el lenguaje…

¡Que geta tienen estos tíos! ¡Que caradura! ¿Cómo pueden decir, en el caso del Sáhara Occidental, que “España apoya las negociaciones directas entre Marruecos y el Frente Polisario bajo el auspicio de Naciones Unidas, con el fin de alcanzar una solución política justa, duradera, democrática y aceptable para todas las partes implicadas que permita la autodeterminación del pueblo saharaui”?

Mire usted, señor Zapatero, no mienta con tanto descaro. No puedo haber una solución justa para todas las partes y que a la vez permita la autodeterminación del pueblo saharaui. Marruecos, vamos el Rey Mohamed VI, no quiere que los saharauis sean libre, que formen una nación; y ellos, los saharauis, no quieren integrase en Marruecos.

Por otro lado, olvidan los socialistas que José Luís Rodríguez Zapatero, en una visita oficial a Rabat, se pronunció a favor de las tesis de Mohamed VI. Y lo hizo, que no se nos olvide, delante de un mapa (enorme telar) en el que las Islas Canarias, Ceuta, Melilla y el Sáhara Occidental, forman parte del Gran Magreb, según aspiraciones marroquíes. Si Zapatero tuviera un mínimo de dignidad habría hecho que retiraran el mapa o se habría ido.

¿Por qué no menciona el Programa Electoral del PSOE las sempiternas ayudas de España a Marruecos? Incluso en armamento. ¿Por qué se olvida el Programa del PSOE de la venta de material de guerra a Marruecos a finales del año pasado? El Gobierno de España vendió al Reino de Marruecos material de guerra, especialmente carros de combate, M-60 modernizados, por valor de más de 200 millones de euros.

¿Por qué se olvida el Programa del PSOE que el Consejo de Ministros celebrado el 18 de enero de este año, autorizó el regalo de ocho juegos de lanzadores de bombas de aviación para las Fuerzas Armadas de Marruecos? Ese material estaba valorado en 86.848 euros, pero el Gobierno de España se lo vendió a Marruecos por el precio simbólico de un euro.

¿Seguimos…?

Veamos el caso de Guinea Ecuatorial. El Programa Electoral dice que “Prestaremos particular atención a Guinea Ecuatorial, trabajando estrechamente con sus autoridades, la oposición y el resto de actores sociales para avanzar en la democratización, el respeto de los Derechos Humanos, la distribución de la riqueza y el desarrollo económico del país”. MENTIRA. Bueno, no todo. Lo de “trabajar estrechamente con sus autoridades” si que es verdad. Este Gobierno, especialmente el ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, Miguel Ángel Moratinos, si que apoya al Dictador Teodoro Obiang Nguema. Y no sólo él. Ha habido denuncias ante la Fiscalía Anticorrupción, Audiencia Nacional y otros juzgados, sobre asuntos tan escabrosos, como “blanqueo de dinero”, “narcotráfico”, “cuentas bancarias aperturadas en bancos españoles por Obiang”, “torturas, crímenes de Estado”, etc., etc., que todas han sido sobreseidas, archivadas, etc., etc.

Dice también el Programa Electoral del PSOE que el Gobierno de España “trabaja con la oposición”, ¿con qué oposición? Con la artificial, que se nutre y engrasa desde La Moncloa o Exteriores. Pero, hombre, que cara más dura, si estuvieron a punto de conseguir judicialmente la extradición de Severo Moto, a requerimiento de Teodoro Obiang Nguema, y llevarle su cabeza en bandeja hasta Malabo.

Sobre “la democratización, el respeto de los Derechos Humanos, la distribución de la riqueza y el desarrollo económico del país”, mejor no hablar. En este caso, no es necesario ni aportar pruebas. Basta con un vistazo a las denuncias de la ONU, Amnistía Internacional, etc., etc., o ver el número de orden que ocupa Guinea Ecuatorial y sus pobladores en el ranking mundial sobre pobreza, esperanza de vida. Sanidad, Educación, etc., etc.,

Sobre los Derechos Humanos, ni lo mencionen, señores del PSOE. En la última sesión celebrada en Ginebra, creo que en 2005, el Gobierno de España, presidido por el señor Zapatero, bloqueo todas las iniciativas de la verdadera oposición guineana.

Como el resto del Programa Electoral del PSOE sea igual, estamos apañados…

No hay etiquetas para esta entrada.

Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826