España, 22-01-2018

Rodríguez Zapatero y “sus” paracaidistas, Trinidad Jiménez y Miguel Sebastián, hicieron el ridículo ante las urnas

José BlancoE. G. (28/6/2008)
Joaquín Leguina, catedrático de Demografía, y ex presidente de la Comunidad de Madrid, se ha despachado a placer en su blog, contra el secretario Organización del PSOE, José Blanco, y José Luís Rodríguez Zapatero. El texto lleva el título de “HUMO, MUCHO HUMO”.

Se refiere Leguina, al mitin que Blanco soltó en Alcalá de Henares (Madrid) a los socialistas de la zona. Leguina califica esa intervención como “una encendida regañina dirigida a los afiliados del PSM, conminándonos a superar viejas recetas y discursos trasnochados (…) Si un partido no cambia, la sociedad lo manda directamente a la oposición (…) La sociedad no vota a quienes sólo se miran a sí mismos (…) los ciudadanos no  perdonan a quienes no dan una respuesta a sus necesidades e inquietudes”.

El ex presidente de la Comunidad de Madrid se pregunta,  “¿a quién dirige sus críticas este hombre? Porque, al hablar de viejas recetas y de discursos trasnochados, no estará pensando -hemos de suponer- en quienes ganamos varias veces las elecciones en Madrid”.

Las alusiones al “tamayazo” son inevitables. “¿Contra quiénes dirige sus dardos entonces? ¿Quizá contra su amigo Balbás o contra Tamayo y Teresa Sáez, los dos pajaritos que él y Rodríguez Zapatero impusieron en las listas para la Asamblea y que en el verano de 2003 dieron la espantada, quitándole la presidencia a Rafael Simancas“?

La arenga de Blanco en la localidad madrileña es -piensa Leguina“una cortina de humo. Una forma de sacudirse las pulgas, una manera de no querer asumir responsabilidades…”

Entre esas responsabilidades, Joaquín Leguina, cita las siguientes: “Que Rodríguez Zapatero, como cabeza de lista, no ha ganado nunca en Madrid y que por el camino emprendido jamás ganará”. Y otra, “Que los paracaidistas enviados por Zapatero como salvadores de los náufragos del PSM (Trinidad Jiménez y Miguel Sebastián) hicieron, simplemente, el ridículo ante las urnas. Quizá por eso se les ha premiado, respectivamente, con una Secretaría de Estado y un Ministerio”.

Para Leguina, el mensaje que envía Blanco es sencillo: “si ZP pierde en Madrid no se debe a sus ocurrencias (como el Estatuto de Cataluña) ni a sus giros (el último a propósito de la inmigración) sino a lo mal que trabaja el PSM, que está lleno de “viejas y trasnochadas ideas y actitudes”. Vamos, que para José Blanco la culpa es de “lo viejo” y nunca de ZP. Un ZP que se ha erigido en el más cualificado representante del “nuevo socialismo”, ése que reclama para sí el púlpito desde el cual se predica la novedad permanente”.

El texto de Leguina finaliza con una recomendación a los socialistas madrileños: “Del jefe y del mulo, cuanto más lejos, más seguro”.

 

No hay etiquetas para esta entrada.

Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826