España, 27-09-2016

Los socialistas españoles ceden el centro: Zapatero busca marcar la diferencia con el Partido Popular, en el 37º Congreso del PSOE

España
José Catalán Deus (15/7/2008)
EL CONGRESO SOCIALISTA ha reelegido triunfalmente a José Luis Rodríguez Zapatero como secretario general por 941 votos a favor (98,53 por ciento) y 14 votos en blanco, alguno más que los que merecieron sus propuestas de nueva comisión ejecutiva federal -920 a favor (98,92 por ciento), 10 en blanco-, y nuevo comité federal -921 a favor (99,03 por ciento) y 9 en blanco-, renovados en más o menos la mitad de sus miembros para dar paso al zapaterismo, los cuadros jóvenes que apoyaron a Zapatero en su sorprendente ascenso a la cúpula socialista en el año 2000, y que ahora toman el relevo de parte de la vieja guardia, que se mantenía desde los tiempos de Felipe González y Joaquín Almunia, los anteriores secretarios generales. Personajes como Javier Solana y Carlos Solchaga abandonan la cúpula después de toda una vida.

La nueva dirección del PSOE puede conocerse en detalle en la información publicada en su propia página web.

La comisión ejecutiva registra el ascenso del secretario de organización José Blanco al puesto de vicesecretario general, que nadie ocupaba desde que lo hiciera el célebre Alfonso Guerra, “El zapaterismo sin duda aventaja al marianismo de Rajoy en mejor uso de la propaganda, mucha más influencia en los medios de comunicación, y dominio de la imagen y la mercadotecnia”, alter ego de Felipe, y con el mismo significado, pues el dúo ZapateroBlanco es muy similar a aquel FelipeGuerra con el que el PSOE ocupó el gobierno durante los doce años centrales de la larga transición española a la democracia, que por cierto aún no ha sido oficialmente dada por terminada.

La nueva secretaria de organización es la figura emergente del PSOE, que no puede ser otra cosa que mujer para contrapesar las figuras emergentes del rival, las jóvenes María Dolores de Cospedal y Soraya Sáenz de Santamaría. Bautizada oficialmente como número tres del partido, la también joven Leire Pajín Iraola, es una vasca de 32 años, de familia instalada en la costa levantina escapando de la asfixia nacionalista.

Representa a la corriente nueva vía que llevó a Zapatero a la secretaría general, fue una activista contraria a la guerra de Irak, y ha gestionado el espectacular crecimiento de la ayuda española internacional. Es el mascarón de proa de la nueva hornada, con neófitos como Eduardo Madina y cuadros como Antonio Hernando, secretario de Política Municipal, una brillantísima cantera para una permanente actitud de renovación, en palabras de Zapatero.

El ex ministro de Trabajo, Jesús Caldera, se incorpora también al máximo órgano socialista, al frente de una Secretaria de Ideas y Programas, una macrofundación para parir el entramado de consignas con que el PSOE se presente a las elecciones de 2012.

El zapaterismo sin duda aventaja al marianismo de Rajoy en mejor uso de la propaganda, mucha más influencia en los medios de comunicación, y dominio de la imagen y la mercadotecnia. Y quiere seguir haciéndolo.

SIMBOLISMO EN LAS INCORPORACIONES
El Congreso no abordó los dos asuntos fundamentales del próximo curso político: la crisis económica y el desafío secesionista del nacionalismo vasco. Por el contrario, se centró en el terreno de la oficialización del cambio social, hoy por hoy el principal activo del partido y la razón de su victoria electoral.

“La ponencia marco es deliberadamente abierta y pone el énfasis en la conveniencia de que el PSOE se refuerce en los municipios grandes y en las ciudades”. Así, se adelantó a sus rivales populares en la busca y captura del voto inmigrante, incorporando simbólicamente como secretaria ejecutiva de Integración y Convivencia, a la médica dominicana Bernarda Jiménez Clemente, inmigrada a España hace unas dos décadas. El diario pro socialista Público, lo ha calificado exageradamente como un nuevo salto social en la libreta del Gobierno, puesto que en realidad, la decisión había sido ya tomada en 2006 por unanimidad en el pleno del Congreso de los Diputados. Se trata de una ampliación del voto a los extranjeros con papeles que vivan en España de modo estable. Podrán votar los nacionales de aquellos países en los que también los emigrantes españoles puedan votar. Para ello, el PSOE pedirá al Gobierno socialista que promueva la firma de acuerdos de reciprocidad para que estén en vigor antes de las próximas elecciones municipales.

La ponencia marco es deliberadamente abierta, es decir, premeditadamente ambigua, y pone el énfasis en la conveniencia de que el PSOE se refuerce en los municipios grandes y en las ciudades, donde consideran que el PP les está arrebatando posiciones. Está dividida en seis apartados: socialismo y ciudadanía, globalización económica, cambio climático, nuevas políticas y adecuación del partido a la nueva sociedad.

BOMBARDEO LAICISTA Y NUEVAS FIGURAS
Con todo, la parte más publicitada del Congreso ha sido el bombardeo laicista con el que amenazan a la iglesia católica el próximo curso. El congreso pide una progresiva desaparición de liturgias y símbolos religiosos en los espacios públicos y en los actos oficiales de Estado, -que según la Constitución es no confesional, no lo olvidemos-; ampliar plazos en el aborto legal y garantizar su ejecución en la sanidad pública; “La figura del cibermilitante trata de canalizar la participación ciudadana con el partido a través de Internet”, generalizar la aplicación del llamado testamento vital vigente en varias comunidades autónomas y eliminar tratamientos paliativos a enfermos terminales cuya vida se prolonga artificialmente; y defender la polémica asignatura de educación para la ciudadanía como sustituta de la religión en el sistema educativo. Son los cuatro frentes más dolorosos para los católicos militantes, unos diez millones de personas que acuden a la misa dominical del 80 por ciento de la población que se declara católica pero que no practica apenas su religión.

Se crean dos nuevas figuras dentro del partido: el coordinador de sección electoral y el cibermilitante. La función del coordinador de sección electoral será estar en contacto permanente con el vecindario para reforzar el trabajo electoral de manera permanente y no sólo en los periodos de campaña. En total habrá 35.639 coordinadores de sección electoral, el mismo número de secciones electorales que existen en toda España. La figura del cibermilitante trata de canalizar la participación de miles de ciudadanos que se comunican con el partido a través de Internet, haciendo consultas o expresando su opinión en la red, como una nueva forma de activismo político.

ORIENTACIONES PRINCIPALES
La ponencia marco aprobada por el 37 Congreso Federal del PSOE contiene otras 11 orientaciones principales, además de estas cuatro laicistas y el derecho al voto de los inmigrantes instalados de manera legal y estable en España. Son:

– Apoyar el modelo de ENSEÑANZA LINGÜÍSTICA de Cataluña, porque el castellano goza de buena salud y no tiene sentido pensar que debe defenderse de las lenguas cooficiales de las Comunidades Autónomas.

– Incidir en el principio de que con violencia no es posible la política y comprometerse con la unidad democrática contra el TERRORISMO.

– Abogar por una nueva Ley de Solidaridad con las VÍCTIMAS DEL TERRORISMO que aborde aspectos de reparación moral como los homenajes públicos y el mantenimiento de su memoria y de su significado político, que está reñido con la utilización partidaria de su dolor.

– Apostar por una negociación simultánea y coordinada de los modelos de financiación autonómica y local, así como impulsar una LEY PARA LOS GOBIERNOS LOCALES que permita clarificar el ámbito de sus competencias.

– Abogar por un pacto nacional sobre el AGUA basado en la solidaridad y el consenso y que, entre otras medidas, incluya los trasvases sostenibles y socialmente aceptados, que denomina transferencias de recurso a través de infraestructuras hidráulicas necesarias.

– Respetar la vida útil de las actuales CENTRALES NUCLEARES, extremando con todo rigor los controles de seguridad y sin prever la promoción de nuevos parques.

– Apostar por el desarrollo de las ENERGÍAS LIMPIAS Y RENOVABLES para ir prescindiendo paulatinamente de otras fuentes energéticas; para dar ejemplo, en las sedes del PSOE se instalarán fuentes de energía renovable y se limitará el uso del papel.

– Ratificar el rechazo al proyecto de directiva europea de incrementar la JORNADA LABORAL HASTA 65 HORAS; comprometerse a mantener la jornada laboral actual vigente en España y a que no se produzca ninguna modificación en este campo si no es previo acuerdo de los interlocutores sociales.

– Defender el sistema de TELETRABAJO, pero con más controles y medidas para garantizar los derechos de los trabajadores, a fin de evitar una individualización de las relaciones laborales que deje al trabajador asilado y sin conciencia de sus derechos.

– Aplicar medidas más duras contra el FRAUDE, la ECONOMÍA SUMERGIDA y los PARAÍSOS FISCALES, avanzando en una mayor transparencia, una mejor regulación y la cooperación entre supervisores a nivel mundial.

– Limitar el porcentaje de AVALES entre el 20 y el 30 por ciento, en lugar del actual 25 por ciento requerido, a fin de evitar que se vete la posibilidad de que se presente más de un candidato.

Y CUATRO SEÑAS DE IDENTIDAD
Zapatero formula así las cuatro señas de identidad del partido para los próximos años. La primera de estas conclusiones es que el PSOE es un partido de cohesión, que representa a la España plural, que es la España real. La segunda seña de identidad es que el PSOE sería el partido que extiende la democracia, al llevar a la práctica nuevos derechos y libertades, el partido que siempre va por delante y el que más se parece a España. “Lo que parecía un congreso de trámite, ha acabado por ser el de la definitiva toma de timón de Zapatero”, En tercer lugar, sería la fuerza modernizadora e innovadora de la sociedad española y en cuarto, el garante de las políticas sociales. No es poca cosa y no vamos a discutir aquí su certeza. Lo importante en política no es que sea verdad, sino que lo parezca, y ha sido así últimamente como reconocen sus rivales populares.

El secretario general del PSOE, que recogió un 100 por cien de apoyos de los delegados a su informe de gestión, insiste en presentar al PSOE como el gran partido de la cohesión de la España plural, que es la real, que trabaja por integrar todas las lenguas e identidades, y eso es un activo de confianza, de seguridad para los españoles vivan donde vivan y tengan la identidad que tengan. Propone juzgar como simplemente una nueva forma de estar juntos, los fuertes procesos disgregadores en curso.

El Congreso Federal ha estado totalmente controlado por la cúpula del partido, que ha reducido ostensiblemente el poder de los dirigentes autonómicos, y ha configurado una ejecutiva más que homogénea. Lo que parecía un congreso de trámite, ha acabado por ser el de la definitiva toma de timón de Zapatero y el de su aspiración apenas disimulada a perpetuarse con proyectos de progreso más allá de esta legislatura.

BURGUESES DE IZQUIERDAS
Zapatero intenta por todos los medios marcar la diferencia con el PP, aún a costa de abandonar el centro escorándose a una izquierda sociológica aunque absolutamente respetuosa con la oligarquía financiera y las clases privilegiadas. Deja al partido ejercer de izquierdista en cuestiones secundarias, mientras el gobierno ejercerá de sensato en lo importante. No obstante, promete subir las pensiones y el salario mínimo, aunque parezca imposible de cumplir en medio de una crisis económica que puede tildarse ya de recesión. Y es que Zapatero ha repetido en este congreso que los socialistas no han cambiado y se reclaman con naturalidad de izquierdas, ante los saltos del PP para ocupar un determinado espacio ideológico; quiere que sus señas de identidad para seguir ganando elecciones sean el extender derechos y el diálogo con todos los actores sociales.

Y en su mensaje final a los delegados les dijo: Ahora, a trabajar, pero también conviene que consumáis para reactivar la economía. Nunca antes se había escuchado tal recomendación en un congreso socialista. Pero Zapatero sabe que tiene un partido de consumidores, de burgueses que se decía antes, aunque eso sí, de talante y apariencias muy, muy de izquierdas.

N. de la R.
José Catalán Deus es periodista y escritor. En su larga trayectoria profesional ha escrito para muchas publicaciones, alternándolo con puestos de dirección en revistas y diarios. En la última década fue corresponsal en Londres y en Roma. Actualmente, publica “Infordeus” en Internet. Entre sus últimos libros figuran “De Ratzinger a Benedicto XVI, los enigmas del nuevo Papa” y “La cuarta guerra mundial: terrorismo, religión y petróleo en los inicios del tercer milenio”. Recientemente ha publicado la biografía “El Príncipe del Renacimiento: Vida y leyenda de César Borgia” (editorial Debate, grupo Randon House Mondadori).
Este artículo se publica gracias a la gentileza del autor y de Safe Democracy.

No hay etiquetas para esta entrada.

Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826