España, 18-12-2017

El Reino Unido decidido a terminar con la era Robert Mugabe

espacioseuropeos.com (8/12/2008)
Una epidemia de cólera, que ha provocado al menos 600 muertos, asola a Zimbawe. El Gobierno de Robert Mugabe afirma que esa epidemia es debida a las sanciones impuestas por los países europeos, según reflejaba ayer el periódico “Sunday Mail”: “La epidemia de cólera es el más claro ejemplo de los efectos de las sanciones sobre el pueblo inocente”, editorializa el diario

El mismo diario anunciaba un endurecimiento en las sanciones que los ministros de Exteriores de la Unión Europea, a instancias del Reino Unido, iban a imponer a Zimbawe. Entre esas medidas destaca la prohibición de viajar a Europa a una larga lisa de nacionales de Zimbawe relacionados con la dictadura. 

Hasta ahora, según datos de naciones Unidas, han podido morir más de 600 personas a causa de la epidemia de cólera que asola al país desde el mes de octubre. Otras 15.000 están afectadas por esta grave epidemia. Al parecer, el primer brote de cólera comenzó en Harare, pero se extendió con rapidez por todo Zimbawe. La mayor parte del país está seriamente afectado por graves problemas sanitarios, a los que hay que unir la falta de agua potable, debida a la “incapacidad del Gobierno para hacerse con productos químicos para potabilizarla y por defectos en el mantenimiento de las depuradoras”, según relatan expertos occidentales.

La caótica reforma agraria impuesta por  Robert Mugabe en el año 2000, expropiando los campos de cultivo a los blancos y entregándola a nativos inexpertos y en la mayoría de los casos afines a Mugabe, provocó una escasez de productos alimenticios muy importante.

La situación actual de Zimbawe es penosa y sólo se puede achacar a la corrupción, incapacidad y férrea dictadura impuesta por Mugabe. El dictador ha culpado reiteradamente a las potencias occidentales, especialmente al Reino Unido, de la situación en la que se encuentra el país.

Estas críticas han provocado que el Primer ministro del Reino Unido, Gordon Brown, anime a los países del mundo a unirse para decir “basta” a Robert Mugabe, presidente de Zimbawe, a lo que el Ejecutivo de Mugabe ha respondido calificándole de “loco”. Según George Charamba, portavoz del presidente de Zimbawe, el Primer ministro británico, Gordon Brown, “está pidiendo una invasión de Zimbawe”. Estas declaraciones han sido calificadas por el primer partido político de la oposición, el Movimiento para el Cambio Democrático (MDC),  como “alucinaciones”.

Mientras el caos se adueña de Zimbawe, la población se lanza a retirar sus fondos de los  bancos.  

No hay duda que a Mugabe, íntimo amigo y colaborador del dictador de Guinea Ecuatorial, Teodoro Obiang Nguema, le quedan pocos días en el poder. Un opositor al dictador guineano, que por seguridad oculta su nombre, ha declarado a espacioseuropeos.com,  que “lamento que el Gobierno español no se comporte igual que el inglés, pues de hacerlo Obiang hace ya varios años que no estaría maltratando al pueblo guineano”.

La presión del Reino Unido sobre Mugabe ha comenzado ya de forma activa y sin pausa; sólo resta esperar la reacción, cada vez más disparatada, del dictador.  

No hay etiquetas para esta entrada.

Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826