España, 20-01-2018

La central nuclear de Garoña inicia su última recarga ocultando sus problemas

protestas-en-la-central-nuclear-de-garonaJavier González  (5/3/2009)
El domingo 1 de marzo ha comenzado en la central nuclear de Garoña, la que debería ser su última recarga de combustible, ya que su permiso de explotación caduca el próximo mes de julio. Para entonces la instalación, deteriorada por 39 años de funcionamiento, cerrará definitivamente a no ser que el Gobierno decida una prórroga a su permiso.

Ecologistas en Acción considera irresponsable plantearse una prórroga, ya que la central se encuentra muy deteriorada precisamente en la parte más delicada: el núcleo. Tanto el barrilete -con múltiples grietas- como las penetraciones de las barras de control ´-corroídas por el contacto con el agua altamente radiactiva del circuito primario-  están muy deteriorados. Ambos elementos son esenciales para la seguridad de la central, ya que el deterioro del barrilete puede afectar a la estructura y las barras de control son el elemento definitivo para parar la reacción en cadena, en caso necesario.

Por otra parte, desde el pasado 27 de enero la central viene disminuyendo su potencia de forma significativa, hasta un 15%, como ha ocurrido en las últimas recargas. El deterioro de los componentes del núcleo produce vibraciones que pueden ser la causa de fisuras en los elementos combustibles. En esas ocasiones, la central notificó las fisuras, pero esta vez no ha ocurrido así, precisamente en un momento de necesidad de un buen comportamiento de la instalación para conseguir una prórroga en su funcionamiento.

Coincidiendo con la parada de recarga de Garoña, Ecologistas en Acción ha iniciado una ciberacción en la que insta al Presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, a no concederle la prórroga y proceder a su cierre definitivo. Zapatero prometió en la campaña electoral de 2004 un calendario de cierre de las nucleares, promesa que no ha cumplido. Por ello la ciberacción le insta “a tomar las medidas que sean necesarias para no renovar dicho permiso y proceder al cierre definitivo de la instalación”. Con ello, continúa el texto de la ciberacción, “no sólo evitará asumir la responsabilidad de los accidentes que pudieran ocurrir en la central, sino que fortalecerá su credibilidad política”.

N. de la R.
Javier González es responsable del área de Energía y Cambio Climático en Ecologistas en Acción.

No hay etiquetas para esta entrada.

Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826