España, 19-12-2017

Unión Popular condena enérgicamente la actuación del Gobierno español por su “ocultismo” en sus relaciones con la tiranía de Obiang Nguema

Faustino Ondó Ebang Nchama  (15/7/2009)faustino1
A raíz del viaje efectuado a Guinea Ecuatorial por una importante delegación del gobierno español, presidido por su ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel  Moratinos, como presidente del Partido Político Unión Popular (UP), manifiesto lo siguiente:
Ante todo, condenar enérgicamente la actuación del Gobierno español por el ocultismo en sus relaciones  con la tiranía de Obiang, lo que le permite al dictador, afianzar su política represora con la que tiene sometido al pacifico pueblo de Guinea Ecuatorial. Teniendo en cuenta la actitud que mantiene el Gobierno español, como Presidente de UP, le recomiendo reconsiderar su posición. El Gobierno español, debe reflexionar hondamente. De seguir con la actual posición de apoyo a la dictadura puede lograr que, de tener el apoyo del pueblo de Guinea Ecuatorial, es susceptible de aglutinar su rencor. Sin embargo, España puede lograr, una vez desmantelada la estúpida, absurda y cruel dictadura que asola al pueblo guineano, las bondades de nuestro pueblo.

 

El cambio de gobierno que se ha operado en los Estados Unidos de América, con la consiguiente instalación en la Casa Blanca de Barack Obama, puede permitir que España recupere a Guinea Ecuatorial, y por ende las riquezas del país, a condición de que coadyuve a la erradicación de la tiranía familiar que lidera Obiang Nguema.

Una mirada retrospectiva de lo que ha sido la  política española en los últimos siglos, nos reencuentra con continuos y sistemáticos desaciertos  en la política exterior, como lo muestra el hecho de haber perdido todas las posiciones que tenía en el mundo, lo que le ha reducido a una potencia de última categoría.

Como líder de Unión Popular (UP), me preocupa sobremanera el futuro de las relaciones entre Guinea Ecuatorial y España después del desmantelamiento de la dictadura que  está devastando nuestro país. En nuestro programa político -desde su fundación- España ocupa un lugar privilegiado en nuestras relaciones de cara al futuro.

Resulta decepcionante, que la España democrática no asuma el papel que le corresponde en la arena internacional. En todo caso, esperemos que las múltiples denuncias que llueven sobre Obiang y su club de amiguetes, emanadas desde todos los organismos pro derechos humanos y gobiernos de los diferentes Estados democráticos, obliguen de alguna forma a que España de un giro importante en su política hacia Guinea Ecuatorial.

Muchos países africanos han logrado avances espectaculares en materia de progreso  económico, democratización efectiva, así como el respeto a los derechos humanos, merced a la colaboración prestada a los mismos por las antiguas metrópolis.

Unión Popular felicita a los partidos políticos españoles que se negaron a formar parte de la delegación de gobierno que se trasladó a Guinea el pasado día 9 de julio, así como a los diputados y senadores que igualmente se negaron a viajar. Desde UP consideramos que tomaron una decisión de honda raíz democrática. A la par que estimamos que los acuerdos con Obiang deben ser considerados nulos, efímeros e inconsistentes.

Guinea Ecuatorial es un país pacifico quzapatero-y-obiange no ha conocido tensiones importantes en su seno a lo largo de su historia. Todos los guineanos pertenecemos a un mismo tronco familiar. Al escuchar las voces de los verdaderos guineanos, tanto los residentes en el interior del país como los de la diáspora, a través del único medio de información del que disponemos que es Internet, llegamos a constatar a ciencia cierta, el grado de madurez política que tienen la mayoría de nuestros compatriotas.

Unión Popular exhorta a todos los guineanos que se encuentran inmersos en la lucha por la liberación de  nuestro país, a redoblar esfuerzos para derrocar a la dictadura por cualquier medio, porque es causante de más de cien mil muertos y desaparecidos, a la vez que culpable de obligar a otros cien mil a tomar el camino del exilio.

Resulta pertinente saber aprovechar las coyunturas que nos ofrece la naturaleza. La llegada al poder de Barack Obama, ha sido una clara oportunidad para los demócratas guineo-ecuatorianos, una herramienta que debemos utilizar para poner fin a la dictadura de Obiang y sus secuaces, que apenas representan el uno por ciento de la población guineana.

Como presidente electo de Unión Popular apuesto por liderar este proceso, con todos los demás partidos políticos y ciudadanos independientes que luchan por erradicar la dictadura en nuestro país, ya que entendemos que el único problema con el que se enfrenta Guinea Ecuatorial es Obiang Nguema.

N. de  la R.
Faustino Ondó Ebang
(UP) responde con este texto a nuestra petición que, con motivo del reciente viaje de una delegación española a Guinea Ecuatorial,  hemos pedido a los líderes políticos guineanos. Hasta ahora hemos publicado la opinión de Samuel Mbá Mombé, doctor en Medicina y líder político, Severo Moto (Partido del Progreso y del Gobierno en el Exilio de Guinea Ecuatorial), Gabriel Nse Obiang Obono (Candidatura Independiente), Weja Chicampo Puye (MAIB) y Armengol Engonga.
La publicación de estas “respuestas” la hacemos por riguroso turno de recepción.

No hay etiquetas para esta entrada.

Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826