España, 11-12-2017

Por mucho que tratéis de confundir a la opinión pública, la Unión Europea va a tomar cartas en el asunto

comisaria-de-justicia-de-la-ue-viviane-redingGuinea Ecuatorial
Abaha (16/9/2010)
Cada dos por tres o cada tres por dos, ciertos medios de comunicación vuelven a la carga, tratando de confundir a la opinión pública. Y la verdad, es que a veces lo consiguen. Uno de estos medios, burdamente utilizados por el Gobierno de España, es la Agencia de Noticias EFE, que antaño tuvo gran predicamento, y que ahora, poco a poco, pierde su goteo, según referencias internacionales que a diario aprecian los profesionales de esa institución.

¿A qué viene esto? Pues, simplemente, que cuando el sátrapa de Guinea Ecuatorial se ve con la soga al cuello -en sentido figurado-, acude a sus amigos de “exteriores” para que le laven la cara, los cuales acuden raudos y veloces en su ayuda. Y así, a la vez, se ayudan ellos. Tras estos manejos hay negocios de antes, de ahora y los que vengan.

¿Cuánto se gasta el Estado español en dar cobertura a Obiang Nguema? Pues ni se sabe, pero menos mal que algún diputado o diputada va a realizar la pertinente pregunta en el Congreso de los Diputados. Primero están los “paquetes” que le entregaron Miguel Ángel Moratinos y Bernardino León, con la excusa de deterioros en la embajada de Guinea Ecuatorial en Madrid, a consecuencia de un pequeño incidente en su sede de Madrid en el que participaron algunos opositores.

Otro regalito en forma de billetes del Banco de España le llegó a Obiang tras salir en la prensa que había blanqueado unos 25 millones de euros -según un informe del Senado de Estados Unidos-; y resulta que la “donación” del Gobierno de España coincidió con esa cantidad.

Aparte de esto, están los innumerables viajes a Malabo de la tropa de supuestos asesores y observadores (españoles) en las elecciones (por decir algo) que se han celebrado  en la ex colonia española. En el mismo saco van las dietas, pernoctas, ágapes y jolgorios con ellas o ellos. Algunos practicaron el celibato.

Luego están las fundaciones y asociaciones (la última, que sepamos, es la que preside Juan José Laborda) que giran en torno al horno, donde se guisa el cotarro, perdices incluidas. Entre medias, se realizan seminarios de formación -¡que descaro!- para las aguerridas huestes del PDGE y CPDS, incluidas visitas a determinadas comunidades autónomas.

Por si fuera poco, el ministerio de Asuntos Exteriores de España financia el “aparato burocrático” de Teodoro Obiang Nguema

Y, ya el colmo de la jeta, esporádicamente aparece un libro, como fue el que con gran esfuerzo, investigaciones exhaustivas, pero sobre todo, con derroche de imaginación, escribieron Alicia Campos y Plácido Micó. El tocho titulado “Trabajo y libertades sindicales en Guinea Ecuatorial“,  costó una pasta que pagó la OIT (Organización Internacional del Trabajo), y, cómo no, España.

Lo más curioso del caso es que en una página de internet del sindicato  CC. OO., aparece el siguiente texto-propaganda del volumen sobre el sindicalismo en Guinea Ecuatorial:

Trabajo y libertades sindicales en Guinea Ecuatorial
Alicia Campos
y Plácido Micó
30 de junio de 2006
Estudio que analiza las condiciones de los trabajadores y sus derechos en Guinea Ecuatorial. La situación social de este país está condicionada por un régimen político autocrático y represivo, y una economía de enclave basada en la producción de petróleo. La población realiza sus actividades laborales en condiciones de gran precariedad e informalidad, y con sus derechos como trabajadores escasamente garantizados.

Más cara imposible…

Hoy la agencia EFE, la que sirve al Gobierno de España, nos ha endilgado una nota en la que afirma que “La oposición guineana denuncia la “radicalización” del régimen de Obiang“. ¡Coño, pero cabe más radicalismo todavía en ese sátrapa!, esto es nuestro.obiang-y-moratinos1

Más adelante EFE afirma: “El opositor partido Convergencia para la Democracia Social (CPDS) denunció hoy “la radicalización” del régimen de Guinea Ecuatorial presidido por Teodoro Obiang, quien trata de “volver al sistema de partido único (…) Plácido Micó “lamenta y condena los atropellos y las amenazas” que sufren sus militantes en algunas zonas del país por dirigentes del gobernante Partido Democrático de Guinea Ecuatorial (PDGE)”.

O sea, que Obiang se ha “radicalizado” y  “quiere volver al partido único…”.

Para que seguir…

Pero, no hay mal que dure cien años. Fuentes fidedignas, como suelen ser las de espacioseuropeos.es, nos informan que a las manos de la Comisaria de Justicia, de la UE, Viviane Reding, ha llegado un documento firmado, al parecer, por ocho embajadores -dos de ellos pueden no pertenecer a Europa y alguno de país africano-, en el que la ponen al tanto de algunas cosas que acontecen en Guinea Ecuatorial. Es más, al parecer, hoy se han reunido en Bruselas con la Comisaria.

Las mismas fuentes afirman que en el documento no quedan muy bien paradas Francia y España. No lejos queda la mano de Estados Unidos y algún amanuense más…

No hay etiquetas para esta entrada.

Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826