España, 28-09-2016

´El Pocero´ ataca de nuevo

Guinea Ecuatorial
Abaha (17/4/2012)francisco-hernando-el-pocero
Los que siguen tratando de hacerse ricos en Guinea Ecuatorial persisten en la idea; no cejan. Han hecho todo lo posible por servir al dictador, pero éste, como es habitual, les deja en la cuneta a la menor ocasión. En cuanto no le sirven, los arroja al cráter. Uno de ellos fue Francisco Hernando, más conocido como ´El Pocero´, íntimo amigo de políticos de mucho pelo e influencia, que ahora ve como El Dorado que el habían prometido se va al garete. Nos cuentan que detrás de su malestar hay otros más cabreados que él, que ven como el proyecto corisqueño de turismo de alto nivel se puede quedar en agua de borrajas.   

´El Pocero´  ha demandado o va a demandar a Guinea Ecuatorial ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI) del Banco Mundial por no cumplirse -según él- el pacto, acuerdo o lo que sea, para llevar a cabo la Seseña guineana, además de un macroproyecto deportivo en el que no iban a faltar los caballos pura sangre españoles criados con cebada manchega.

De acuerdo con lo que comenta la prensa española, el 23 de marzo, el señor Hernando presentó, a través de costoso y prestigioso despacho de abogados  De Castro Morenilla, presentó la demanda ante ese organismo internacional.

El señor Hernando fue poco cauto. Empezó largando que iba a llevar no se cuantos camiones y cientos de trabajadores a Guinea Ecuatorial. Y, como es lógico, el dictador Obiang vio en esa operación un intento de invasión mercenaria. ¿Quién asesoró a Hernando? ¿Urdaci? Creemos que no. Quizás alguien, ensoberbecido por su poder, le aseguró que todo iba a ser facilidades, pero ya se sabe. Ni el poder es permanente y con los años nos salen arrugas y perdemos pelo.

Ni Obiang puso un solo euro, como prometió, ni dejó entrar vetustos camiones, ni mucho menos  permitió que en su feudo entraran cientos de trabajadores. Las disculpas oficiales han ido desde el  “Queremos españoles serios aquí” hasta las presiones-chantaje pidiendo árnica en la acometida francesa y el plácet para que Rajoy vaya a Guinea Ecuatorial; o mejor, que el sátrapa viaje en jet privado  a España.  

Si los negocios no le van bien a Francisco Hernando los políticos no le van mejor a Obiang Nguema.  Los asuntos se le complican al dictador. Ahora, un juez federal estadounidense ha pedido “nuevas pruebas”  a los fiscales de su país  contra ‘Teodorín’ , que está acusado de apropiación indebida de millones de dólares procedentes del erario público de Guinea Ecuatorial.

La dictadura guineana  está pasando por sus peores momentos, situación que debería ser analizada y mejor valorada por la oposición. Liderazgo y organización son los puntales de cualquier estrategia encaminada a terminar con la actual situación.


Contenido relacionado...


Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826