España, 29-09-2016

Si los de abajo se mueven…

Economía
Francisco Álvarez (17/3/2013) Si los de abajo se mueven
La noticia de la semana ha sido sin duda la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de la Unión Europea, con sede en Luxemburgo, respecto al carácter abusivo de ciertas cláusulas de legislación hipotecaria española que incumplen el derecho comunitario en materia de protección al consumidor. Esta semana “La bolsa y la Vida” comenzará hablando de ello.
Esta sentencia es un paso más en la lucha del movimiento social de afectados por las hipotecas. Sin la existencia de ese movimiento social no habríamos llegado hasta aquí.

Los partidos mayoritarios, PP y PSOE, se han negado repetidamente a modificar una Ley Hipotecaria que data de 1881 (con una reforma en 1956) aduciendo que afectaría a la estabilidad del sistema financiero español. 

Mientras esto sucedía, el movimiento social de afectados por las hipotecas iba creciendo a la vez que lo hacían los desahucios. Ha ido creciendo mientras asesoraba jurídicamente a los afectados, mientras impedía de forma no violenta los desahucios, mientras denunciaba las prácticas abusivas de las entidades financieras, mientras reclamaba la necesidad de salvar antes a las personas que a las entidades financieras,…

Fue creciendo tanto que fue capaz de presentar una Iniciativa Legislativa Popular (ILP) ante el Congreso de los Diputados avalada por la firma de más de un millón y medio de ciudadanos. Creció hasta hacer, que a última hora y por la presión popular, el PP tuviera que cambiar el sentido de su voto y aceptar a trámite la ILP.

Mucho ha hecho este movimiento social, pero mucho todavía es el camino por recorrer. Ahora hay que seguir luchando para que la reforma de legislación hipotecaria, que ha hecho imprescindible la sentencia de Luxemburgo, satisfaga los intereses de los ciudadanos y los proteja como consumidores ante las entidades financieras. Llegados a este punto, no podemos conformarnos la ciudadanía con un mero “maquillaje” de la legislación, que siga anteponiendo los intereses de las entidades financieras al de las personas.

Como ven ustedes estamos hablando de una movimiento social que ha empujado un cambio de “abajo a arriba”. Los que hasta ayer hablaban de la dificultad de modificar la legislación hipotecaria, hoy son lo primeros en acatar la sentencia de Luxemburgo y a comprometerse a un cambio inmediato de las leyes. Nos quieren hacer creer que el cambio viene de “arriba a abajo”, impuesto por Bruselas y, por tanto, de obligado cumplimiento. No nos dejemos engañar: sin un movimiento social de “abajo a arriba” nada hubiera cambiado. Entre otras cosas, porque ningún juez se hubiera atrevido a elevar una cuestión prejudicial al Tribunal de Luxemburgo sobre la adecuación de la legislación hipotecaria española a la normativa comunitaria.

En nuestro “Diccionario de Términos Financieros” seguiremos con la descripción de activo que iniciamos la semana pasada.

Para finalizar, y enlazado con las cosas de “abajo a arriba”, les anunciamos que el próximo día 26 de Marzo a las 19 h. en la sede de la Fundación Bancaja de Valencia hablaremos del “Modelo Económico del Bien Común” en un acto organizado por ETNOR, entidad de referencia en el campo de la ética en el mundo de los negocios y de las organizaciones.

 

N. de la R.
Este artículo, que también pueden ver en “No le digas a mi madre que trabajo en bolsa”, se publica con la autorización de su autor,Francisco Álvarez.
El título, inacabado,  de este artículo es “Si los de abajo se mueven los de arriba se caen”, que corresponde a  una frase de Ángel Ganivet, escritor y pensador granadino, precursor de la llamada ´Generación del 98´.


Contenido relacionado...


Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826