España, 29-09-2016

Jeroen Dijsselbloem o la incoherencia de la llamada socialdemocracia actual

Jeroen Dijsselbloem, ministro de Hacienda holandes y presidente del Eurogrupo

Jeroen Dijsselbloem, ministro de Hacienda holandes y presidente del Eurogrupo

Sin Acritud…
Javier Martínez (4/11/2013)
La semana pasada tuvimos la visita en Madrid del Ministro de Finanzas holandés, presidente del Eurogrupo, desde el 21 de enero del 2013, y presidente del Consejo de Gobernadores del Mecanismo Europeo de Estabilidad, el socialdemócrata holandés Jeroen Dijsselbloem.

Cabe recordar que en el momento de su elección, España se abstuvo y elevó su protesta a través del ministro Luís de Guindos, quien reivindicó: “la falta de representación de España en las altas instancias económicas de la Eurozona”.

Pues bien, a pesar de esa falta de representación, de esa falta de legitimidad, el Sr. Jeroen Dijsselbloem vino a marcar la hoja de ruta a seguir por el Gobierno de la nación española:

Propuso que España ha de cumplir con sus deberes en la continuación de las “políticas neoliberales austericidas”, de destrucción del estado social de derecho, que aunque ya deficitario y tardío en España frente al de sus hermanos de Europa, con las crisis del 2007 ha visto reducirse progresivamente en esta fase de capitalismo financiarizado que unido al chantaje de la Deuda, socializa las pérdidas y acumula capital por desposesión, marcando, sobre todo, desde el Tratado de Maastricht una Europa de Señores del Norte y de Siervos del Sur.

Sus “diktats” fueron entre otros:
– Retrasar la edad de jubilación en España, que ya se incrementó en la última legislatura de Zapatero de 65 a 68, hasta los 70 años.

– Facilitar el acceso al empleo (no al trabajo) de los jóvenes, 60% de paro juvenil en España y frente a ese “crimen social” se propone una contratación más moderna, o sea, mercantilización de las relaciones laborales hasta su transformación en contratos mercantiles, o “minijobs”, o trabajos precarios, cuando no todos emprendedores… o pagar por trabajar.

– La solidaridad, el reparto de la riqueza nacional, la fiscalidad progresiva, el estado social de derecho, principios de nuestra Carta Magna, el estado en fin… son ya palabras huecas,“demodés” para estos neoliberales conservadores y para sus cómplices, los sociolistos, cuyas políticas económicas comparten y hacend el mercado mal llamado perfecto, de la falsa competencia “ad infinitum” sus dogmas, sus mantrams directrices.

– Ya el FMI en el verano instaba a España a bajar los salarios un 10% más (unido a la bajada de más del 30% de media desde la instauración del euro).

– Propuesta del BE de contratación de los jóvenes españoles por debajo del Salario Mínimo Interprofesional.

– Ahondar las líneas destructoras del deficitario pero aún existente bienestar social con la última reforma laboral del gobierno Rajoy en este proceso suicida de chinización de la economía española, de creación de una sociedad de consumo sin consumidores , de una economía basada únicamente en las exportaciones, cuando en el 2012 sólo exportaron el 4,35% de las empresas y de éstas que lo hagan de manera regular, es decir, durante más de cuatro años, sólo alcanza al 1,21% de las empresa españolas.

ATTACEl Sr. Dijsselbloem, que así nos receta estas terapias suicidas, nacionalizó como ministro de finanzas holandés la institución financiera SNS Reaal para evitar su bancarrota de unos 3.700 millones de euros: accionistas y tenedores de deuda subordinada fueron expropiados sin compensación y obligó a otros bancos a contribuir en la toma de control con hasta 1.000 millones de euros.

Y los trabajadores pasaron de ser trabajadores a tiempo completo a trabajadores a tiempo parcial, o sea, precarios.

No obstante, hemos de saber que la SNS había obtenido años atrás, una capitalización de 3.900 millones y con el dinero de la OPV se realizaron entre 2006 y 2007 adquisiciones como la Bouwfonds Property Finance, centrada en hipotecas y casas de propiedad, o tomar el control de las actividades aseguradoras del Grupo Axa en Holanda o la adquisición 17 veces su valor de beneficio de las actividades holandesas y belgas de aseguradora SwisLife…

Y todo eso justo antes del estallido de la burbuja inmobiliaria en el 2007, ¿Casualidad?, así, una vez más, un socialdemócrata de nuevo cuño, de los llamados social liberales, de esa “beautifulpeople europea” que prosperó como plaga desde finales de los 70 en Europa y en los 80 en España, apropiándose como intrusos y usurpadores del término izquierda europea haciéndose pasar como la única izquierda posible.

El ínclito Dijsselbloem preparó pues la socialización de las pérdidas y la privatización, cuando no la apropiación, del beneficio social y la desposesión de la ciudadanía de sus derechos.

Con estos antecedentes en su tierra y con la no representación ni legitimidad en nuestro país, se atreve y le dejan, a marcar la política económica a seguir por el Gobierno de España.

Les invito a que mediten detenidamente sobre ello y pensemos hasta cuándo vamos a dejar que manipulen nuestras vidas y destruyan nuestro futuro y el de nuestros hijos.

N. de la R.
Javier Martínez es miembro de ATTAC España.


Contenido relacionado...


Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826