España, 30-09-2016

Las petroleras exageran los sabotajes en el Delta de Níger para ocultar sus vertidos, dice Amnistía Internacional

Nigeria (África)
espacioseuropeos (7/11/2013)Plataforma petrolera
Un nuevo informe de Amnistía Internacional (AI) ha cargado con dureza contra las grandes compañías petroleras por falsear la verdad en relación con los vertidos de petróleo que se han producido en el Delta de Níger. Según el estudio, la verdadera causa de muchas de las pérdidas de crudo es la corrosión de las tuberías y no los sabotajes como quieren hacer creer empresas como la Shell. Además, el documento señala que las promesas de limpieza llevadas a cabo por las multinacionales han quedado totalmente desacreditadas, recoge la BBC.

La Royal Dutch Shell ha rechazado categóricamente las acusaciones de este informe asegurando que los robos siguen siendo la principal contaminación por petróleo en Delta de Níger.

No solo la Shell está en el punto de mira, para AI resulta “asombroso” que se produzcan 474 vertidos en un solo año 2012 y sobre la misma área operada por la Nigerian Agip Oil Company (filial de la italiana ENI).

La organización denuncia que algunas de las investigaciones con presencia de la comunidad local, junto con personal de las empresas y funcionarios del gobierno son “poco confiables” porque son las propias compañías las que lideran las pesquisas y los procesos carecen de transparencia.

Aun así, el informe sí reconoce que los sabotajes y robos de petróleo son un problema importante en Delta del Níger, pero acusa a las petroleras de exagerarlos para desviar la atención de los numerosos vertidos que son debidos a fallos propios.

Un artículo firmado por África González del número de octubre de la Revista Mundo Negro trata en profundidad el tema de los vertidos. Según González, la Shell cifra en un 98% los escapes producidos por sabotajes en las instalaciones. “Las empresas petroleras deben pagar una indemnización cuando se comprueba que son responsables de los derrames, pero quedan exentas si la causa se atribuye a un sabotaje. El problema es que la propia empresa es la que investiga. Sin duda, un sistema que se presta a abusos”, explica en la revista Audrey Gughran, de AI.

Para explicar la magnitud de los vertidos en la región, la autora del citado artículo la compara con el mayor desastre medioambiental sufrido en España: en los últimos 50 años se han vertido en la zona del Delta cantidades de crudo 20 veces mayores que la que se derramó por el hundimiento del Prestige en las costas gallegas.

N. de la R.
Este artículo se publica con la autorización de Mundo Negro.


Contenido relacionado...


Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826