España, 29-09-2016

Un juicio en Francia para acabar con la impunidad sobre el genocidio

Ruanda (África)
espacioseuropeos (4/2/2014)

Ruanda

Ruanda

Comenzó en Francia el juicio contra Pascal Simbikangwa, un ex Jefe de Inteligencia de Ruanda, por su presunto papel en el genocidio de 1994 en el que murieron más de medio millón de personas. Simbikangwa, parapléjico a causa de un accidente en 1986, se enfrenta a cargos de complicidad con el genocidio en casos relacionados con la capital, Kigali, y su región natal Giseny, en el noroeste; está acusado de haber suministrado armas y haber dado instrucciones y apoyo a la milicia hutu Interamwe, que se encargaban de bloquear carreteras matando a las personas tutsis que iban llegando.

De momento ha negado todos los cargos, según Africa Review. La implicación por complicidad supone una rebaja puesto que inicialmente estaba acusado directamente de genocidio.

 El acusado sí admite haber sido muy cercano al régimen del presidente hutu, Juvenal Habyarima, cuyo asesinato desató el genocidio.

 Los abogados de Simbikangwa aseguran que el juicio es el resultado de la presión sobre el poder judicial que se ha producido en un contexto de acercamiento entre Francia y el actual gobierno de Ruanda, después de que las relaciones estuvieran rotas durante algunos años. Anteriormente, los tribunales franceses se han negado sistemáticamente a extraditar a Ruanda a los encausados por razón del genocidio.

 Activistas que también han formado parte de la acusación esperan que el juicio sea histórico por suponer el fin de una era en la que Francia fue un refugio para los que habían cometido atrocidades en el extranjero, dice Al Jazeera. El propio Tribunal Europeo de Derechos Humanos llegó a condenar a Francia por demorar su toma de postura acerca de algunos casos relacionados con el genocidio ruandés. “Finalmente, Francia está cumpliendo con sus obligaciones”, dijo Patrick Baudoin, abogado de la Federación Internacional de Derechos Humanos.

 El juicio durará cerca de dos meses y contará con la presencia de más de 50 testigos, entre los que se incluyen periodistas, historiadores, agricultores, guardias y antiguos trabajadores de inteligencia.

 Simbikangwa fue detenido en 2008 y se encuentra procesado gracias a las leyes que permiten a los jueces franceses perseguir los casos de genocidio, crímenes de lesa humanidad y de guerra, en Ruanda y en otros países. Francia fue acusada en su día de no haber tomado parte para evitar el genocidio y de no haber hecho lo suficiente en términos de repatriación o persecución de los sospechosos en crímenes contra la humanidad.

Fuente: Mundo Negro.


Contenido relacionado...


Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826