España, 23-04-2017

La Generalitat valenciana inicia el proceso para terminar con la sanidad privada a costa de la ciudadanía

Alberto De Rosa, Consejero Delegado de Ribera Salud. Foto Consalud.

España
Alejandra Durrell
(29/3/2017)
Siempre lo hemos dicho, el que quiera sanidad privada que se la pague él, está en su derecho y si es con su dinero, pues allá él. Pero en España tenemos un sistema de Sanidad Público, muy bueno, que envidian muchos países desarrollados, y hay millones de españoles que no queremos que se privatice. Siempre, siempre, hemos estado a favor de las Mareas Blancas, las que han pedido y luchado por mantener la sanidad Pública, y en su caso recuperar la que ha pasado a manos privadas.

Hoy, muchos medios de comunicación, han recogido en sus portadas que “El modelo Alzira” comienza a derrumbarse, pero nosotros decimos que no, que no es “El modelo Alzira”, sino el Modelo EDUARDO ZAPLANA.

Este hombre, Zaplana, fue uno de los primeros en volcar todas sus energías en privatizar la Sanidad, y comenzó por valencia, donde ejerció de Presidente de la Comunidad. Para los más jóvenes, aportados su CV político-empresarial; fue, y es –como Bárcenas– todo un emprendedor lo que se derivó en altos cargos y excelente patrimonio.

Comenzó en 1991 como Concejal en al Ayuntamiento de Benidorm, después alcalde de esa localidad; más tarde Diputado autonómico por la Comunidad Valenciana. Un saltito t lo tenemos de Presidente de la Generalidad Valenciana, donde ahí comenzó su modelo privatizador de la Sanidad. Tras estos éxitos neoliberales, logró que le nominasen Ministro de Trabajo, y después Portavoz del Gobierno de España. Otro salto y al Congreso de los Diputados como representante por la provincia de Valencia para saltar a Portavoz del Grupo Parlamentario Popular en el Congreso. Valencia se le venía corta, o el PP pensó que era mejor que se trasladara a Madrid para así evitar problemilla. Y qué mejor regalo que pagarle con un sillón en el Congreso de los Diputados, pero en esta ocasión representando a Madrid.

Actualmente, no está volcado en servicios sociales en una ONG. Qué a, es Adjunto al Secretario General de Telefónica-Movistar, donde se suele encontrar en alguna que otra reunión con la socialista Trinidad Jiménez, exministra de Asuntos Exteriores con Zapatero., que ocupa también un alto cargo en esa compañía.

Después de Zaplana, el hombre encargado de mantener esas privatizaciones e, incluso, aumentarlas, fue Francisco Camps.

Pues bien, tras el éxito en Madrid de parar muchas privatizaciones, la Comunidad Valenciana, ha apretado el acelerador y nos ha sorprendido a todos comenzando a recuperar la Sanidad para los ciudadanos valencianos. Esta medida ha sorprendido especialmente a Susana Díaz, Presidenta de la Comunidad de Andalucía –donde hay mucha privatización-, que se ha quedado alelada al ver como un sector de los suyos han apoyado a Ximo Puig, Presidente de la Comunidad de Valencia.

Aznar, Zaplana y Camps. Aquellos eran otros tiempos.

El Gobierno de Puig notificó el lunes, de forma oficial, a la empresa Ribera Salud que no le será renovado el contrato que mantiene con la Generalitat y que finaliza el 1 de abril del próximo año. Asimismo, la Administración valenciana le ha dado instrucciones para ceder la gestión sanitaria de los centros que ahora regenta, y que será tutelada por los servicios públicos de la comunidad.

La empresa Ribera Salud gestiona actualmente la asistencia sanitaria de un millón de valencianos, según datos oficiales. Esa empresa regenta el Hospital de Alzira y los centros de atención primaria de la zona.

Ahora habrá más control y fiscalización en las contrataciones, tanto de personal como de equipos, nombramiento de directivos y demás personal, organización, desempeño de la gestión administrativa y hospitalaria, y un largo etcétera. La Consellería de Sanidad será, lógicamente, la encargada de velar por el cumplimiento de la nueva normativa.

A causa de la mala gestión de esa empresa, en el año 2003 el Hospital de Alcira tuvo que ser rescatado por la Generalitat. Y tras el rescate, una vez pagadas deudas y recibir una buena saca de euros, volvió a las manos de Ribera Salud.

Ahora, a esperar la reacción de empresas nacionales y multinacionales, que gestionan centros de salud en toda España. Atentos, la batalla ha comenzado.


Contenido relacionado...


Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826