España, 21-09-2017

Mi Columna

Gobierno dixit: Se acabaron las penurias para los parados y salir en busca de trabajo al extranjero es enriquecedor, abre la mente y fortalece habilidades sociales

Eugenio Pordomingo

Mi Columna
Eugenio Pordomingo (27/2/2017)
El Consejo de Ministros, celebrado el viernes día 3 de diciembre del año pasado, aprobó el “Programa de Acción Conjunta para la Mejora de la Atención a las Personas Paradas de Larga Duración”. El objetivo –dice la referencia de dicho Consejo de Ministros- es la “personalización a los parados de larga duración, con edades comprendidas entre los 30 y los 54 años, y su seguimiento hasta conseguir su reinserción laboral”. Cada tutor –dice la misma fuente- “atenderá como máximo a 120 beneficiarios del Programa”. La dotación total de este proyecto es de 515 millones de euros a distribuir entre los años 2016, 2017 y 2018.

El programa pretende, ¡nada más y nada menos!, que “orientar los esfuerzos de los Servicios Públicos de Empleo de las Comunidades Autónomas para la mejora de la Atención a las Personas Paradas de Larga Duración dentro del proceso de gestión de los recursos de las Políticas Activas de Empleo”.



El atentado contra Cubillo, las cloacas del Estado y los eminentes

Antonio Cubillo, líder del MPAIAC,

Mi Columna
Eugenio Pordomingo (30/1/2017)
Tan enfrascados estamos en lo cotidiano, y ensimismados en nuestros propios problemas, que marginamos, apartamos de nuestra mente, todo aquello que creemos no nos afecta. ¿Por qué digo esto?  Sencillamente, porque muchos de esos sucesos, escandalosos en su mayoría, afectan en lo más profundo a nuestra calidad democrática. Y, por otro lado, los personajes protagonistas de hechos o acontecimientos acaecidos en tiempos pasados, aunque no muy lejanos, deambulan todavía por estos lares como si lo sucedido no fuera con ellos. A estos personajes les suelo llamar “eminentes”. Ellos ocupan los puestos más altos en nuestra sociedad –generalmente en lo político o institucional-, y están por encima del bien y del mal. Son intocables. Los hay de todo pelaje, condición, ideología y creencia religiosa. Ya se sabe que a esos puestos eminentes, como a las cimas, sólo suben las águilas y las serpientes.

Un sucio asunto nos desvela como actúan. Situémonos en el 5 de abril de 1978 en Argel, capital de Argelia. Mejor, en los prolegómenos de esa fecha. Y conozcamos a un personaje de novela negra, utilizado por eminentes del momento. Me refiero a  José Luis Espinosa Pardo, confidente, espía, y hombre de pocos



Obiang acoge a los suyos: el expresidente de Gambia, Yahya Jammeh, se asila en Guinea Ecuatorial


Barack Obama y Yahya Jammeh.

Mi Columna
Eugenio Pordomingo (25/1/2017)
El dictador de Guinea Ecuatorial, Teodoro Obiang Nguema, acoge con los brazos abiertos a Yahya Jammeh, expresidente-dictador de Gambia. De esta manera la llamada comunidad internacional resuelve el engorroso problema creado en el país africano. No se sabe a ciencia cierta si España ha metido “la mano” en esa expatriación, aunque tenemos fundadas sospechas de que así ha sido.

Este asilo me recuerda al que, en su momento, buscaron personas tan aparentemente  lejanas y diferentes en lo político, como el otrora banquero metido a político-alquimista, Mario Conde, al exministro José Barrionuevo o al exsecretario de Estado, Rafael Vera. El primero, pretendía, supuestamente, obtener un pasaporte diplomático, para así librarse de lo que no se libro: el trullo. Y los dos jerifaltes socialistas, embrollados entre los GAL y los fondos reservados, osaban -intrépidos ellos-, ayudar a dar un golpe de Estado en Guinea Ecuatorial, para así disponer de un alojamiento más cómodo y libre que el que les deparaba el Centro Penitenciario de  Soto del Real.

Ya comenté en otra ocasión que en febrero de 2003, Rafael Vera, Secretario de Estado de Seguridad y José Barrionuevo, Ministro de Interior durante los gobiernos de Felipe González, trataron de librarse de ir a prisión, y lo hicieron, supongo, de



El arte de la torpeza

Pablo Iglesias conversa con Mariano Rajoy.

Mi Columna
Eugenio Pordomingo (30/12/2016)
Una vez, andaba yo por Galicia, y me topé con un empresario, de los serios, de los que –al menos que yo sepa- no participaba en las muchas corruptelas habidas en las tierras de Breogán –ni más ni menos que en el resto de España-, ni recibía subvenciones político-institucionales al socaire de la amistad, afinidad política o, simplemente, mordidas al uso. Don Manuel gobernaba por entonces en aquellos lares.



Ni censuramos ni cortamos; al contrario, somos la tierra donde crecen las buenas hierbas

Eugenio Pordomingo

Mi Columna
Eugenio Pordomingo (24/12/2016)
Estaba terminando una de mis Columnas, en esta ocasión sobre el despilfarro de la dote, herencia o préstamo que millones de ciudadanos han entregado a Podemos, cuando hete aquí que me encuentro con una cierta polémica que ha generado la carta de un lector a este modesto periódico digital, llamado Espacios Europeos.

Ayer un lector nos envió un correo electrónico en el que decía tener la “impresión” de que habíamos censurado a Norberto Pico cuando expresaba su opinión sobre lo que acontece y la posible relación en el “conflicto de Siria, los atentados de Berlín y el asesinato del diplomático ruso destinado en Turquía”, y que un servidor “no le dejó terminar lo que estaba diciendo sobre Siria, que repito es una pena”.

El mismo lector nos preguntaba sobre la sección o apartado de Comentarios (donde los lectores vierten sus opiniones), y se preguntaba ¿dónde está?; pues amigo, la quitamos porque nos daba



La muerte de Rita Barberá y la incredulidad de los “inmovilistas mentales”

Rita Barberá en una de sus últimas imágenes.

Rita Barberá en una de sus últimas imágenes.

Mi Columna
Eugenio Pordomingo (28/11/2016)
El pasado día 23 de este mes, antes de comenzar la grabación de la Tertulia Espacios Europeos, comenté fuera de micrófono, con el resto de compañeros de ese programa, lo extraña que parecía la muerte de la senadora Rita Barberá en un momento en el que sus declaraciones, o un simple enfado ante la prensa, podían alterar el estatus y la buena imagen de más de uno. Alguno de los compañeros que comparte micrófono conmigo, calló; otro puso un gesto de extrañeza; y otro, al que yo llamaría “inmovilista mental” –hombre de cabeza amueblada como se suele decir-, emitió una risita sardónica, como pretendiendo desacreditar las dudas que expuse.

El inmovilismo mental, viene de la escasa formación filosófica que tenemos. La filosofía germina en los cerebros que se preguntan, ¿qué?, ¿cómo?, ¿cuándo? ¿por qué?, etc. El síndrome del inmovilismo, la vagancia mental, no se ha estudiado lo suficiente. Se suele dar en individuos de sesgo miedoso, amarrados y amamantados al sistema imperante, sea cual fuere. Con mentes que no indagan lo que acontece a su alrededor, sea el asunto social o físico, no se hubiera descubierto la rueda ni cómo se movían el Sol y la Luna, por ejemplo. Por supuesto, Cristóbal Colón, que no padecía ese síndrome, se fue en busca de otro mundo, y descubrió



Disputa entre Cospedal y Sáenz de Santamaría por el control del CNI

Eugenio Pordomingo

Eugenio Pordomingo

Mi Columna
Eugenio Pordomingo (8/11/2016)
La remodelación en el equipo de gobierno llevada a cabo por Mariano Rajoy no ha calmado las aguas en el Partido Popular. Las diversas tribus andan a la gresca –aunque silenciosamente- para intentar copar más poder. El nombramiento de María Dolores de Cospedal como Ministra de Defensa ha causado, primero sorpresa, pues casi nadie pensaba que le fuera asignada tal responsabilidad; y en segundo lugar, porque continúa manteniendo el control del partido desde la secretaria general. Es más, todo parece presagiar, que seguirá al mando de la maquinaria de Génova 13 tras el próximo congreso nacional que se celebrará en febrero del año que viene.

Dirigentes del PP ven como una “falta de respeto” –pero no dicen a quién- que Cospedal compagine cargos tras el congreso del partido, pero todo presagia que así será. Pero los ´sorayos’ (partidarios de Soraya Sáenz de Santamaría, o sea adversarios



Sucesos extraños; reflexiones de un mal pensado (IV)

Juan Carlos I de España.

Juan Carlos I de España.

Mi Columna
Eugenio Pordomingo (1/11/2016)
Tras la última entrega de estos “sucesos extraños”, en la que comentaba el óbito acaecido el 29 de marzo del año 1956. Aquel fatídico día –sobre todo para el afectado-, murió Alfonso de Borbón, hermano del rey de España, Juan Carlos I, ambos hijos de Don Juan de Borbón, Conde de Barcelona. Alfonsito, como así se le conocía, falleció a consecuencia de un disparo en la cabeza, mientras los dos hermanos jugaban con una pistola. Eso al menos es lo que figura en el comunicado de prensa hecho por la embajada española en Portugal.

El único que sabe lo que realmente pasó fue Juan Carlos I. Nunca hubo una investigación, ni tan siquiera de trámite. Juan Carlos tenía 18 años, y 15 su hermano Alfonsito.



El Comité Federal apoya las políticas de Rajoy y Pedro Sánchez se prepara para que la “militancia recupere y reconstruya su PSOE”

Pedro Sánchez.

Pedro Sánchez.

Mi Columna
Eugenio Pordomingo (23/10/2016)
Como era de esperar, el “susanato”, con el apoyo –o dirigido por Felipe González con la ayuda y colaboración del Grupo PRISA–  ha obtenido su victoria, aunque ésta haya sido pírrica. Una operación en la que han participado una buena parte de las instituciones españolas, así como algunas de la UE, sin descartar, por supuesto, a grupos financieros y  mediáticos.

Días de intenso y laborioso trabajo, sin que la militancia socialista fuese consultada, aderezados con importantes dosis de oscurantismo, han finalizado con un SÍ, aunque escuálido, a la investidura de Mariano Rajoy, porque en este caso abstenerse es decir sí. La sesión extraordinaria del Comité Federal del PSOE celebrada esta mañana, en la que han participado 237 miembros, ha dado como resultado que 139 de ellos apostaran por la “abstención”, mientras que 96 lo hicieron en contra. Dos de ellos no han querido con



Algo se mueve en la UE: se le retiran los privilegios al expresidente Durao Barroso

Durao Barroso, Tony Blair, George W. Bush y José María Aznar.

Durao Barroso, Tony Blair, George W. Bush y José María Aznar.

Mi Columna
Eugenio Pordomingo (13/9/2016)
A José Manuel Durao Barroso, el hombre del que casi nunca se menciona que salió en la fotografía de las Azores, el expresidente de la Comisión Europea durante diez años, y otrora Primer Ministro de Portugal, le han sido retirado los privilegios que como ex de la UE tiene. Este hombre, de origen político maoísta; militó en el MRPP portugués, de donde fue expulsado debido al robo de un camión de muebles de la Facultad de Derecho durante los días de la Revolución de los Claveles. Corría el año 1974, la dictadura había sido obligada a dejar el poder, y Barroso se apresuró a afiliarse al  Partido Social Demócrata (PSD) portugués, alcanzando su liderazgo tras duros años de brega. Que sepamos, a día de hoy, ni ha dimitido ni le han retirando el carné de afiliado.




Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826