España, 21-07-2017

Sin Acritud…

Don Jacinto Benavente en Galapagar

Estatua de Don Jacinto Benavente en Galapagar (Madrid).

Estatua de Don Jacinto Benavente en Galapagar (Madrid).

Sin Acritud…
Venancio Díaz Castán (15/9/2016)
Siempre es buena la ocasión de glosar la figura de un escritor que dejó huella profunda entre los españoles del siglo XX, y que estuvo entre los pioneros en considerar Galapagar como un buen lugar de segunda residencia, como otros escritores madrileños, políticos y algún artista de fama internacional. La finca El Torreón acogió en los últimos años de su vida a este madrileño en el cénit de su fama, y en ella se recogía para trabajar febrilmente en las comedias que no dejó de escribir hasta su muerte en 1954. Y me atrevo con el reto, no por mis conocimientos de teatro, que son parcos aunque suficientes, sino por esa costumbre inveterada que tenemos algunos médicos de indagar en las trayectorias vitales de los protagonistas de la Historia, viéndolas desde una perspectiva más humana y cercana que desde la biografía basada en sus obras.

Tuve como paciente a un galapagueño de grato recuerdo que se llamaba Martín Baltasar. Su esposa Antonia y él lo atendían en los últimos años y a Martín debo algún detalle anecdótico como la costumbre que tenía el escritor de dar caramelos a un pequeño burro que en el jardín se comía las flores, sin que por ello quisiera reprimir su conducta. A mi amigo, el fallecido escritor Felipe García Ibáñez, le refirieron cómo don Jacinto solía escribir en el jardín cuando hacía buen tiempo. Pasaba por allí el que lo contaba y al verlo sentado, a modo de saludo le espetó:



Algo sobre el tiempo sagrado

001Sin Acritud…
Alberto Buela (9/9/2016)
El tiempo es un concepto de difícil explicación, ya San Agustín en los albores del cristianismo se preguntaba y se respondía: Quid est ergo tempus?, «¿qué es, pues, el tiempo?». Si nemo ex me quaerat scio, si quaerenti explicare velim nescio; «si nadie me lo pregunta, lo sé; pero si quiero explicarlo a quien me lo pregunte, lo ignoro».[1]

Existen distintos tipos de tiempos, el físico caracterizado como medida del movimiento, el histórico como sucesión de acontecimientos, el de la naturaleza como fija ciclicidad de las estaciones, el existencial como maduración, el de la espera como desesperante y así infinidad.

En esta breve meditación nos ocuparemos del tiempo sagrado, porque para el hombre moderno, a diferencia del antiguo, la realidad no posee ningún contenido de sacralidad. Está desacralizado, o peor aún, sacraliza cosas que no son sagradas (vgr.: el dinero, el fútbol, el sexo, etc.).



Armas transgénicas para extinguir espécies

untitled

untitled

Sin Acritud…
Silvia Ribeiro (8/9/2016)
Si se pudiera extinguir totalmente especies que una empresa o institución considere dañinas, ¿estaría justificado hacerlo? ¿Quién lo decide? ¿Cómo afectará a las cadenas alimentarias y los ecosistemas? El arma ya existe y aunque está en prototipo, su desarrollo ocurre a un ritmo vertiginoso, dejando muy atrás cualquier regulación de bioseguridad y consideraciones ecológicas, éticas, sociales o económicas de la gran mayoría.



Pedro Morenés, ‘El Carnicero’, también hizo negocio con el Ébola

Pedro Morenés, Ministro de Defensa.

Pedro Morenés, Ministro de Defensa.

Sin Acritud…
Luis Gonzalo Segura (6/9/2016)
Pedro Morenés, El Carnicero, es un inagotable hombre de negocios al que no hay empresa que se le resista. Si hay que vender unas bombas para despedazar niños y niñas ahí está su carnicería, siempre abierta para genocidas y criminales de guerra. Las 24 horas del día.

Si hay que ayudar a Israel en su genocidio, El Carnicero se convierte en el primer ministro de Defensa en visitar Tierra Santa, aunque para ello sea necesario cercenar la investigación de la muerte del cabo Soria e intentar cerrar el asunto con dinero. Como él convertiría la muerte de un hijo en una transacción comercial o



Fátima Mernissi y los 11 rasgos de su islamismo burgués

Islam

Islam

Sin Acritud…
Nazanin Armanian (10/8/2016)
A pesar de sus pretensiones aglutinadoras y universalistas, las religiones no dejan de ser ideologías elaboradas en defensa de los intereses  de  determinados grupos étnicos, clases e incluso géneros. Y el enfoque con el que la destacada socióloga marroquí, Fátima Mernissi, trata la situación de la mujer en los textos sagrados del Islam y en algunos países musulmanes, también es un enfoque ideológico. Dado que abundan los elogios hacia la figura y el trabajo de Mernissi, no estaría mal echar una mirada crítica-constructiva (sin que pretenda ser un análisis) a algunas de sus tesis.

Lo que se destaca de sus obras:
1. Un doble y contradictorio discurso, en el que en algún momento aboga por el laicismo como el paso imprescindible para la consecución de derechos de la mujer, y en otros, agita la bandera del llamado “ feminismo ¿Islámico?”, enlazando dos conceptos incompatibles.

2. Dan la impresión de ser respuestas defensivas al desprecio que han sufrido las naciones musulmanas por los países cristiano-occidentales, durante dos grandes agresiones culturales-ideológicas hacia su identidad: el ‘orientalismo’ y el ‘Choque de Civilizaciones‘, ambas elaboradas para justificar el dominio del imperialismo sobre



Peligro: ¿El Fin de los Antibióticos?

 Desde finales de la década del 80 prácticamente no se han descubierto nuevos antibióticos


Desde finales de la década del 80 prácticamente no se han descubierto nuevos antibióticos

Sin Acritud…
Vanina Lombardi  (4/8/2016)
Desde fines de la década de los 80 no se desarrollan nuevos antibióticos más poderosos, lo que generó un vacío frente a la aparición de bacterias cada vez más resistentes que reducen las posibilidades de tratamiento en pacientes infectados.



Perón y el peronismo[1]

PeronSin Acritud…
Alberto Buela (26/7/2016)
A pedido de e mis amigos españoles que son muchos y muy buenos, escribo este artículo sobre Perón y el peronismo,  aun sabiendo que son miles y miles los libros y artículos sobre el tema[2].

Perón y el peronismo nacen a la vida política a partir de su cargo como Director de Trabajo y Previsión en el año 1943. Luego se transformó en Secretario de Trabajo para ser elegido, finalmente, presidente en febrero de 1946. Gobernó hasta septiembre de 1955 y regresó a Argentina en 1973 y falleció en julio de 1974. 



Una enfermedad: el Chauvinismo

Nicolás ChauvinSin Acritud…
Pedro Godoy (25/5/2016)
El mismo barranco que separa la libertad del libertinaje o la autoridad del autoritarismo es el que distancia al nacionalismo del chauvinismo. Deriva de un francés, a la sazón personaje mítico, Nicolás Chauvin, al cual se le atribuyen encendidas piezas oratorias estigmatizando a Alemania y otras ensalzando a Francia. Las profería en las plazuelas de París durante la guerra franco-prusiana de 1870. Hay quienes añaden que una de sus características es que siempre esquiva la trinchera prefiriendo la tribuna. El derivado de su apellido sirve para designar una antigua peste. Su sintomatología consiste en cubrir de vituperios y asignar sólo vicios al país estimado adversario y mil virtudes al propio.

En nuestra América -inmediatamente después de la emancipación-, las élites locales en su afán por acentuar la fisonomía de cada república convertida en propiedad privada  vigorizan el desdén y el recelo por el Estado vecino y, obvio, por su población. Tales



Íñigo Errejón y Cuca Gamarra: dos “cachorros” tiernos

Íñigo Errejón

Íñigo Errejón

Sin Acritud…
José Luis Heras Celemín (27/4/2016)
Diferencia entre la “Moralidad de Clases”, que aprovecha Podemos; y el Estado Democrático de Derecho con el que el Partido Popular intenta consolidar el Estado del Bienestar.

Íñigo Errejón y Cuca Gamarra son dos “cachorros” tiernos con ideas encontradas que se han convertido en protagonistas de la actualidad política nacional. Hoy, de cara a un futuro que pasa por unas nuevas Elecciones Generales, sus ideas y discursos son más importantes que sus actos y realidades personales.

Errejón, era, y puede que siga siendo, el número 2 de lo que fue un Podemos emergente que va perdiendo su primitiva condición triunfal para, en virtud del análisis de lo que es y representa, acceder a una condición distinta.

Concepción Gamarra, Concha, Conchita o Cuca, según sea el motivo que se use para referirse a ella o quien lo use, es la alcaldesa



Trece años sin José Couso

José Couso Permuy

José Couso Permuy

Sin Acritud…
Rafael A. Permuy López (8/4/2016)
Siempre pienso que, desde hace trece años, a mi familia y a mi mismo, nos roban el mes de abril, y perdonadme que parafrasee al maestro Sabina… Desde hace esos trece años, el fatídico mes llega para recordarnos una irreparable pérdida y dolorosísima… la de José Couso Permuy , mi querido sobrino, que nos fue “robado” de una manera increíble, cuando cumplía con su deber, informando sobre la guerra de Irak, desde su habitación del Hotel Palestina  de Bagdad.




Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826