España, 23-09-2018

El espectáculo de la Caja Tonta

CRTVE.

España
José Luis Heras Celemín (7/7/2018)
La  ‘caja tonta’ no ha llegado al diccionario, pero Wikipedia la define como ‘forma coloquial o despectiva de llamar a la televisión’, leí en el móvil, conectado al internet del bus en el que iba.

Tarde del lunes pasado. En la ventanilla se sucedían los naranjos de la huerta valenciana, arrozales en campos anegados de La Albufera, y fuego en un muladar rodeado de bomberos. La vida misma, al margen del debate sobre la tele de esa tarde, que seguiría en días sucesivos en el Congreso de los Diputados y en el Senado. Cambié las naranjas, los arrozales y el fuego por el  tema del debate: La televisión pública nacional, o RTVE.

El motivo fue el chat, con mensajes de compañeros sobre lo que pasaba en el Congreso. Veamos algunos: De aurora boreal. Esto es un circo. Pero sin fieras. Los Naranjitos se han ido sin votar. Arde el Pirulí. Un voto a Lauren Postigo, que murió hace tiempo, para dirigir RTVE. Habría que hacer director de RTVE a ese diputado, sabe que el que propongan va a tener menos vida que un cadáver. Bien traído. Siguiendo con el chisme RTVE y la chusma, no pasará mucho tiempo sin que alguien hable de privatizar la cosa. Ya llevan tiempo el PPSOE y C’s, pero privatizan a cachos. No, todavía es una presa muy golosa. Lo que no van a hacer es copiar el modelo BBC. Mejor que saquen algo de pasta, que se la repartan, y que nos dejen creer en la libertad de prensa, la información veraz y esas cosas tan bonitas. Sigues creyendo en los Reyes Magos. La pasta que se la saquen a su padre. En el PSOE hay desconcierto. Unos Podemos votan en blanco y Pablemos alucina con desobedientes. El PP, esperando partir el bacalao, atragantado con una raspa en la garganta. Los Riveritos se han ido para recordar que existen. ¿En holograma?.

Al día siguiente, martes, mientras la jornada del Congreso se repetía en el Senado, convenía ver el meollo del asunto: Pedro Sánchez, con su abanico Frankenstein de podemitas, nacionalistas y más siglas, había propuesto un Real Decreto-ley (el 4/2018, de 22 de junio) con un motivo: “Para recuperar la independencia de la Corporación RTVE y el pluralismo en la elección parlamentaria de sus órganos”. Y una urgencia que justificaba en la expresión “a la vista de los hechos descritos, la extraordinaria y urgente necesidad de este real decreto-ley resulta plenamente justificada”. Por ello, disponía, “Las Cortes Generales elegirán los consejeros que deberán sustituir a aquellos cuyo mandato ha expirado…”. A la vista de la historia (en algún caso con prórroga de mandato larga), el motivo era inconsistente. Convenía volver al escepticismo del chat: Intención egoísta de controlar la tele pública. Porque para dar independencia a RTVE basta con dejársela a los profesionales que hay allí sin contaminar con una pluralidad que no es supuesta y puede resultar parcial.

En miércoles siguió el asunto: Pleno del Congreso a las 5 de la tarde. Discursos. Reproches. Más sinrazones que razones. Sobre-actuaciones. Bulos. Intoxicaciones. Confidencias. Ciudadanos se va. PP vaya usted a saber qué hace. Notas en la libreta y…

Sube una mujer a la tribuna sin papeles y une lo del chat en el viaje del bus con los viajes sin bus de algunos portavoces. Fue tan atípico que merece ir al Diario de Sesiones:

“Señoras y señores diputados. Señora Vicepresidenta. Yo tengo una ventaja, que soy libre y que, además, mi partido político en la mayoría de las cosas me deja decir lo que pienso. Y de verdad que hoy me parece esto un despropósito, una vergüenza y me parece absolutamente increíble lo que ha pasado y lo que se ha debatido aquí. Yo empiezo, porque como sólo tengo dos minutos,.. para que quede claro que nos parece un mal menor aprobar este decreto. Como ha dicho la vicepresidenta, es un tema provisional. Nuestro deseo es que urgentemente sea el concurso, que esa televisión sea plural. He votado la lista al Consejo sin conocer a la gente y creo que no va a representar lo que es la pluralidad de esta Cámara ni este país, pero lo considero un mal menor y sobre todo porque no se puede estar por el no por el no. Pero, desde luego, que estemos hoy aquí con un tema de radio televisión, con un concepto en el que creemos todos. Hablando de golpistas. Hablando de Cataluña, Hablando de populismo. Si hay alguien anti Podemos soy yo. Pero cómo se puede decir, se puede decir cuando el candidato que está proponiendo el PSOE, que ni me gusta ni me deja de gustar, ha sido director de Radio Nacional propuesto por el PP que es un chavista. Estamos, de verdad, perdiendo el norte. Que el candidato presentado por el PNV, que es un profesional de un periódico como Deia con un currículo profesional, se diga que viene aquí para manipular una televisión y un aparato político y romper Cataluña y no se qué no sé cuántos. Pero si estábamos hace dos semanas de socios el PNV y nosotros con el PP. Vamos a bajar el nivel, vamos a ser serios, vamos a llevar a una situación provisional, vamos a hacer el concurso cuanto antes. Y vamos a tener una televisión pública plural. Donde la opinión sea libre pero plural; y donde la información sea objetiva. Esa es mi posición. Y, desde luego, démonos cuenta que la gente en la calle está preguntando cuánto se suben las pensiones, que día, qué tema. Esto le interesa al mundo de la prensa, a los políticos y lógicamente a los profesionales de la televisión. Pero estamos dando un verdadero espectáculo”.

Era la diputada canaria Ana María Oramas, que veía un espectáculo, el Espectáculo de la Caja Tonta.


Contenido relacionado...


Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826

Privacidad | Política de Cookies | Aviso Legal