La vida de lujo y ostentación de Teddy Obiang, el hijo del dictador de Guinea Ecuatorial

Ferrari Enzo, parte de una colección de autos de lujo propiedad de Teodoro Obiang, hijo del presidente de Guinea Ecuatorial. Foto: Reuters.

Guinea Ecuatorial
Espacios Europeos (29/11/2019)

  • Teddy Obiang disfruta de las cosas buenas de la vida y de su dinero
  • En su Instagram ostenta de coches de lujo, motos o yates
  • No obstante, la justicia lo persigue por presuntos casos de corrupción

Teddy Obiang disfruta de las cosas buenas de la vida. Eso queda claro en la creciente lista de activos que las autoridades de tres continentes le han confiscado durante la mayor parte de una década, incluidos vehículos de lujo, mansiones y relojes caros. Nada de eso ha impedido que Obiang, hijo de un dictador de África Occidental, muestre sus últimas posesiones preciadas y aventureras hazañas en Instagram.

En una publicación del 11 de julio, dos hombres lo atienden mientras él descansa en una tienda de ropa, con servicio de té a su alcance. Una semana después, lo vieron buceando en brillantes aguas turquesas. Una publicación del 29 de agosto lo muestra saludando a la cámara desde un bote frente a la costa de Capri.

A principios del mes de octubre, no mucho después de que las autoridades suizas concluyeron una investigación de corrupción que duró años con la subasta de más de dos docenas de superdeportivos que alguna vez le pertenecieron, Obiang de 51 años agregó fotos de sí mismo sentado en el capó de un Jeep tuneado, estacionado junto a un helicóptero con la bandera de Guinea Ecuatorial.

Obiang, primer vicepresidente de la nación africana rica en petróleo e hijo del presidente, Teodoro Obiang Nguema Mbasogo, se enfrentó a investigaciones por corrupción en tres países durante la última década y negó haber actuado mal en cada caso.

Human Rights Watch, que alegó en un informe que la corrupción de altos funcionarios del gobierno ha desviado dinero de los programas sociales en Guinea Ecuatorial, dijo que dos superyates a disposición del joven Obiang valen en conjunto 250 millones de dólares. El Ebony Shine de 76 metros y el Ice de 90 metros estaban recientemente frente a la Riviera italiana, según datos recopilados por Bloomberg. Si bien Guinea Ecuatorial dijo a un tribunal suizo que los dos barcos son propiedad del Estado, VesselsValue, un proveedor de datos sobre el mercado marítimo mundial, dijo que las entidades que poseen los barcos están bajo control de Obiang.

«Los gobiernos no lo aprecian, pero no quieren tener a un enemigo en Guinea Ecuatorial», dijo Ken Hurwitz, abogado principal de Open Society Justice Initiative, que cuenta con el respaldo del multimillonario George Soros y representa a individuos y grupos de todo el mundo en casos judiciales relacionados con justicia económica. «La mayor parte del petróleo todavía está controlado por compañías estadounidenses«. En 2014, Obiang llegó a un acuerdo con el Departamento de Justicia de Estados Unidos y aceptó renunciar a más de 30 millones de dólares en activos, incluida una mansión en la cima de una colina en Malibú, California.

Francia emitió un golpe más fuerte en 2017, cuando Obiang fue condenado en ausencia de malversación de fondos. Un tribunal de París ordenó la incautación de más de 100 millones de euros (US$110 millones) de activos, incluida una mansión cerca de los Campos Elíseos. Evitó la cárcel cuando el tribunal dictó una sentencia suspendida de 3 años. Sus abogados argumentaron que tenía inmunidad diplomática y que la propiedad servía como embajada de Guinea Ecuatorial.

Teodoro Nguema Obiang, Teodorín, en una de sus lujosas motos.

Relojes y coches
El año pasado, las autoridades brasileñas detuvieron a Obiang en un aeropuerto, y supuestamente incautaron 20 relojes por un valor de 15 millones de dólares y más de 1,4 millones de dólares en efectivo. Finalmente devolvieron 10.000 de dólares, la cantidad máxima de efectivo que se puede ingresar a Brasil sin declarar. El secretario de la embajada de Guinea Ecuatorial en Brasil dijo que los relojes eran para uso personal y que el efectivo se usaría en un viaje posterior a Singapur, informó Globo.com.

Además, los suizos luego subastaron los supercoches el 30 de septiembre por 27 millones de dólares como parte de un acuerdo. Había un Bugatti Veyron, un Rolls-Royce Phantom, un Lamborghini Veneno y un Koenigsegg One, según registros judiciales y de subastas. Guinea Ecuatorial había argumentado que los autos pertenecían a una empresa estatal.

La embajada del país en Washington no respondió a mensajes telefónicos ni a una invitación para comentar a través de la página web oficial del gobierno. Intentos adicionales de comunicación con Obiang para obtener comentarios a través de Instagram y del ministro de Información de Guinea Ecuatorial no fueron exitosos.

Desde el descubrimiento de petróleo en 1996, el producto interno bruto de Guinea Ecuatorial ha aumentado más de 5.000%, convirtiendo al país de 72.500 kilómetros cuadrados en el tercero más rico de África per cápita. Los Obiang han informado que utilizan la riqueza mineral para mejorar la vida de los ecuatoguineanos.

Sin embargo, la distribución de estas riquezas petroleras es desigual. Más de la mitad de los niños menores de 5 años carecen de acceso a una alimentación adecuada, y aproximadamente 9% de los jóvenes en ese grupo de edad muere, indicó Unicef en un informe de 2017. La esperanza de vida promedio en Guinea Ecuatorial es de solo 58 años, en comparación con 66 años en el país vecino Gabón, según el Banco Mundial.

Obiang «saqueó descaradamente a su gobierno y sacudió a las empresas de su país para mantener su lujoso estilo de vida, mientras que muchos de sus conciudadanos vivían en la pobreza extrema«, dijo la entonces fiscal general adjunto de EE.UU., Leslie R. Caldwell, en una declaración que anunciaba el acuerdo de 2014.

Se las arregló para mantener un jet Gulfstream, que está destinado a ser incautado si alguna vez regresa a EE.UU., y recuerdos de Michael Jackson por valor de US$1 millón, entre ellos un guante con lentejuelas incrustadas, según el comunicado.

Guinea Ecuatorial, que solicitó un préstamo de 700 millones de dólares al Fondo Monetario Internacional para fortalecer su moneda, llegó a un acuerdo financiero de tres años con el FMI después de las reuniones celebradas la semana pasada en Washington.

El FMI ha «apoyado los esfuerzos de las autoridades en el diseño de una estrategia nacional que mejora el gobierno y combate la corrupción mediante la preparación de un informe sobre gobierno«, dijo una portavoz del fondo en un comunicado enviado por correo electrónico.

Sarah Saadoun, investigadora de corrupción en Human Rights Watch, sugirió otra forma para que el país recaude dinero. «Si tan solo vendieran esos dos yates, obtendrían un tercio de su solicitud de préstamo«, dijo.

Fuente: Asodegue y Status.





Compartir:



Espacios Europeos © Copyright 2005-2019 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826

POLÍTICA DE PRIVACIDAD | Política de Cookies | Aviso Legal