¿Quién está preparando una “transición política” en Guinea Ecuatorial?

Eugenio Pordomingo

Mi Columna/Guinea Ecuatorial
Eugenio Pordomingo (17/12/2019)
Voy a tratar -de momento unas pinceladas para situarnos-, de la operación que se está fraguando para “desatascar”  el ´conflicto guineano´. Más bien, para tratar de que la imagen de algunas instituciones y prebostes españoles no salga deteriorada, lo cual, en estos agitados y convulsos días, sería harto calamitoso para el régimen imperante.

Comienzo con la entrevista que el pasado 12 de este mes, RNE (Radio Nacional de España), la radio pública, la que debería ser de todos, le hizo a Andrés Esono Ondo, secretario general del CPDS (Convergencia Para la Democracia Social de Guinea Ecuatorial), en el  programa África Hoy. El título ycontenido de ese espacio versó sobre ¿Por una transición?, que más que un interrogante nos conduce a mostrarnos el nuevo camino elegido para tratar de buscar una salida a la intrincada y enrevesada ´cuestión guineana´.

El presentador le pregunta al líder del CPDS (partido socialdemócrata integrado en la Internacional Socialista, y “partido hermano” del PSOE) sobre la “desaparición de cuatro opositores en Sudán del Sur, poco después, supuestamente, detenidos en Bata”, a lo que Andrés Esono responde que “no se sabe nada”, pero le cuesta mencionar el grupo al que pertenecen los secuestrados, al que denomina –igual mención hizo el presentador-, “movimiento de liberación nacional”. Tampoco citaron los nombres de los secuestrados; se les hizo híspido, a pesar de que Esono conoce a alguno de ellos.

Los secuestrados son el abogado Martín Obiang Ondo, el empresario Bienvenido Ndong Ondo (ambos residentes en España desde hace más de quince años), Feliciano EFA Mangue y Julio Obama Mofuman (españoles de origen guineano, que han servido como soldados profesionales en el Ejército Español). El nombre de su grupo o asociación es Movimiento de Liberación de Guinea Ecuatorial III República (MLGEIIIR), para que no se olvide que dará mucho que hablar.

En otro retazo de la entrevista, Esono manifiesta que “La experiencia que tenemos nos indica –refiriéndose a los secuestrados- que pueden estar aquí (Guinea Ecuatorial), yo mismo tuve una detención en Chad…”, pero olvida mencionar que por él sí se movilizó el Gobierno de España y su “partido hermano”, el PSOE, y que el embajador español en Malabo, Guillermo López Mac-Lellan, le recibió al pie de la escalerilla del avión procedente del Chad. Hay diferencias notables.

En su momento, escribí lo siguiente: “Que quede claro, no critico ese recibimiento ni la fotografía que se hicieron para inmortalizar el momento, simplemente censuro que no se haga lo mismo con el resto de opositores. Los actos de funcionarios al servicio del Estado nunca deben ser partidistas”.

Y añadí que “va siendo hora de que se cree en el Congreso de los Diputados una comisión para que estudie lo que ha costado al erario público ese empecinamiento de Exteriores, especialmente en la etapa de Miguel Ángel Moratinos”.

Me ratificó en lo escrito.

En el caso de los cuatro secuestrados del MLGEIIIR, hay un silencio absoluto. Nadie dice nada. Pero lo que llama la atención -al menos a mí- es que opositores guineanos que zascandilean en las redes sociales, guardan el mismo silencio. Es como si hubiera una ormeta. Esos mismos opositores que ahora guardan mutismo no titubeaban en llamar a dirigentes de ese movimiento para mantener un encuentro de cara a buscar soluciones para su país. Ahora, se les calienta la lengua de tanto hablar de transición y diálogo y críticas a esos “jóvenes” recién llegados.

El CPDS ha pedido diálogo al dictador, pero no han recibido contestación. Ese partido está por una “transición política”, dejando atrás otras opciones que fracasaron. “Algunos piensan en la violencia, nosotros  pensamos en un diálogo franco”, olvidando lo que pensaban o intentaron en tiempos pretéritos.

Reconciliación democrática (…) disolver este gobierno (…) Elecciones libres, transparentes y equitativas”, declaró a RNE el desmemoriado Esono.

El titular que ampara este modesto texto, se titula ¿Quién está preparando una “transición política” en Guinea Ecuatorial? Posiblemente sea una pura distracción parida por el dictador Obiang ante los nubarrones que le llegan de Francia donde la Justicia ha pedido “prisión firme” para su hijo Teodoro Nguema Obiang, Teodorín, en ciernes futuro dictador-Presidente.

Lo de la “transición política”, es una música que suena fuerte desde hace poco. Y que ha ido en aumento desde el secuestro llevado a cabo por orden de Teodoro Obiang Nguema. Todos juegan a ello. Lo hace Obiang, como digo, pero entra en el juego el gobierno socialista español de Pedro Sánchez con Andrés Esono como apuesta. Pero existe otro cuerpo de élite en esos tejemanejes, con mucha experiencia en esa “fontanería”, liderado por gentes muy cercanas a Juan Carlos I, el rey emérito, que ya han escogido a la persona “ideal” para llevar en volandas a Malabo.

El CNI (Centro Nacional de Inteligencia), por supuesto está al tanto de esas operaciones, pero quizás apuesta por otro personaje, al que –me cuentan- ha dotado de las acreditaciones de documentación necesaria para moverse con libertad por los aires entre España y Guinea Ecuatorial.

Quizás, quizás, el secuestro de los cuatro miembros del MLGEIIIR tenga mucho que ver con este juego de quitar a uno para poner a otro, que llaman “transición política”.

Sobre los “arrestos domiciliarios” de gerifaltes del gobierno de la dictadura guineana, sobre los “trepas” que quieren hacerse con la dirección del MLGEIIIR y sobre los que quieren labrarse un porvenir a costa de la vida de sus compañeros hablaremos próximamente. Y también trataremos sobre la posición de Estados Unidos en el caso de este secuestro, pues ustedes deben saber que además de los cuatro secuestrados, mencionados, hay otros “secuestrados” y que sepamos uno de ellos es de nacionalidad estadounidense. Se llama Abdelkérim Affatimé Bachar, que está también preso, posiblemente en la cárcel de Mongomo. Este hombre es presidente de una alianza de partidos opositores llamada Union National pour un Tchad Libre et Démocratique (UNTLD), opositor a Idriss Deby, militar-Presidente del Chad.

El asunto de resolver la ´cuestión guineana´ se complica, ¿verdad? Y eso que no he mencionado a China y Rusia.

Recibo con enorme alegría la noticia de que el gobierno en funciones de Pedro Sánchez ha dado un ultimátum a Obiang, para que deje en libertad a los secuestrados para que puedan regresar a España.





Compartir:



Espacios Europeos © Copyright 2005-2019 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826

POLÍTICA DE PRIVACIDAD | Política de Cookies | Aviso Legal | CONTACTO