Ucrania primero, después los estadounidenses.

Estados Unidos
Espacios Europeos (3/3/2023)
El Gobierno de Estados Unidos eliminó un apoyo de emergencia para alimentación a ciudadanos en el marco del programa SNAP (Programa de Asistencia Nutricional Suplementario), aprobado durante la pandemia de COVID-19. Sin embargo, de las arcas del país siguen saliendo miles de millones para el Gobierno de Ucrania.

La medida se aplicará a partir de este 1 de marzo en 32 estados de Estados Unidos, Washington DC, Guam y las Islas Vírgenes; en el resto del territorio ya no se otorgaba el subsidio, de acuerdo con un comunicado del Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA).

La medida otorgaba un mínimo de 95 dólares mensuales adicionales a los beneficiarios, fue aprobada en 2020 en el Congreso por medio de la Ley Familias Primero de Respuesta al Coronavirus, pero en diciembre pasado la ley de gastos federales para el año fiscal 2023 dejó de considerar este apoyo de emergencia.

“Cada hogar en esos estados recibirá al menos $95 al mes menos; algunos hogares, que bajo las reglas regulares de SNAP reciben beneficios bajos porque tienen ingresos un poco más altos, pero aún modestos, verán reducciones de $250 al mes o más. La persona media recibirá unos 90 dólares menos al mes en prestaciones del SNAP”, alerta la organización, Center on Budget and Policy Priorities.

A partir de este mes, los beneficiarios recibirán el monto regular que les era transferido antes de que se aprobaran los fondos adicionales, informó el USDA, entidad encargada de administrar y distribuir estos fondos.

Unos 42,3 millones de estadounidenses están inscritos como beneficiarios en el Programa de Asistencia Nutricional Suplementario (SNAP).

Ya con la disminución, el promedio en beneficios de SNAP por persona es de 121 dólares mensuales. Antes se le daban hasta 95 dólares adicionales a esa cantidad. Con la eliminación del apoyo, el beneficio máximo mensual para una persona en el año fiscal 2023 se quedará en 281 dólares, mientras que el beneficio promedio se estima en 197 dólares.

La entidad calcula que las familias beneficiarias gasten el 30% de sus ingresos netos en alimentos.

La inflación ha golpeado fuerte
La pandemia de COVID-19, combinada con el conflicto en Ucrania, provocó que la sociedad estadounidense viviera altos niveles inflacionarios en energéticos, alimentos, productos y servicios. Incluso en enero de 2022, hace apenas poco más de un año, el país registró su inflación más alta en 40 años. Y la tasa siguió al alza hasta que, en julio, llegó a 9,1% interanual.

Y aunque la subida de los tipos de interés por parte de la Reserva Federal (Fed) ha bajado el índice inflacionario a 6,5% (según datos de diciembre pasado), la realidad es que la inflación sigue siendo más alta que antes de la crisis sanitaria por coronavirus.

De hecho, una encuesta reciente de Gallup, realizada en febrero de 2023, reveló que más de la mitad de los estadounidenses considera que su situación financiera empeoró respecto al año anterior, lo cual supone un récord desde 2009.

“El 35% de los estadounidenses dice que está mejor ahora que hace un año, mientras que el 50% está peor”, dijo la casa de encuestas en su reporte.

Desde 1976, cuando Gallup hizo esta pregunta por primera vez, solo durante la Gran Recesión de 2008 y 2009 fue mayor la proporción de estadounidenses que expresaron tales preocupaciones.

Al menos 26,5 millones de estadounidenses tienen dos trabajos para poder subsanar sus gastos diarios, de acuerdo con datos de la Reserva Federal (Fed).

Según estadísticas de la Oficina de Censos, entre los hogares que tienen ingresos inferiores a 35.000 dólares anuales, el 47% de los adultos asegura que va retrasado en el pago de su vivienda y el 25% considera que tiene problemas para conseguir comida.

Pese a eso, la fortuna conjunta de los 651 multimillonarios del país norteamericano se ha visto robustecida en más de 1 billón de dólares desde los primeros meses de la pandemia, es decir, su riqueza ha crecido en 36%, de acuerdo con la organización Americans For Tax Fairness.

Fuente:
Insurgente.


Etiquetas:
, , ,