España, 25-05-2019

Begoña Villacis  ‘Villacisca´  

Albert Rivera y Begoña Villacis

España
José Luis Heras Celemín (12/5/2019)
Intrépida y sin reserva, Begoña Villacís ‘villacisca’ a favor del candidato del PP a la alcaldía de Madrid, José Luis Martínez-Almeida. ‘Villacisca’ es la tercera persona del presente de indicativo del verbo ‘villaciscar’, que aún no existe, pero que une con encanto dos abstracciones con forma de palabra: Villa (población que tiene privilegios con que se distingue de aldeas y lugares) y ciscar (ensuciar).

“Mira que si hoy Begoña no se pone interesante y ‘villacisca’ el cisco de la villa”. No parecía tener pretensiones adivinatorias o proféticas, pero el mensaje llegó por WhatsApp. Begoña Villacís, después de un tiempo como concejal en el Ayuntamiento de Madrid de Ciudadanos, es la candidata a la alcaldía de Madrid por su formación política. Presentada por Albert Rivera, era la invitada en la tribuna de Nueva Economía Fórum. Próximo el comienzo de la campaña electoral, era el momento para que mostrara sus ofertas y propuestas. Pero sólo hizo algo difícil de entender, una especie de confesión absurda al final de su discurso: “No me da tiempo para hablar de mi programa electoral, pero me encantaría. Va a ser ambicioso, con sentido de la responsabilidad. Confíen en nosotros. Confíen en un proyecto equilibrado y sensato”.

Pudo presentar propuestas, pero no lo hizo. Intrépida y sin reserva, Villacís ‘villaciscó’ a favor de José Luis Martínez-Almeida, el candidato del PP que le disputa la alcaldía. Ciscó, ensució el momento que podría, incluso debería, haber usado en favor de Madrid. Con ello hacía que se cumpliera el vaticinio que se propagaba por WhatsApp, ensuciando villa, ambiente, mesas y manteles. En lugar de propuestas, una mezcla de crítica a Carmena, resumen de proyectos de Ahora-Madrid fallidos, y la pretensión de afanes e ideas liberales.

Pero el momento merecía más. En puertas unas elecciones para renovar el consistorio de Madrid, tras el discurso de Villacís había que aprovechar la ocasión. Presente Rivera y a punto de visita-besamanos a Pedro Sánchez, había que preguntarle por su ida a la Moncloa. Lo hizo el moderador. Ego, postura y frases: No adelanto de proposiciones a Sánchez. Pretende jefatura de la Oposición con menos escaños que el PP. Pacto PSOE-Podemos. Golpe de Estado en Cataluña. Defender la Constitución. Vigilancia para que Sánchez no meta la mano en el bolsillo de clases medias y familias. Leales a España, no a Sánchez. Cuando este gobierno se desmorone, hay que tener preparada alternativa. Dirán que nos equivocamos, pero crecemos.

Al salir Rivera con su ego, convenía que Villacís bajara a la palestra y se ocupara de la realidad política que toca con las preguntas de la prensa. La primera, doble, dibujaba la situación que aventuran las encuestas y proporcionaba una ocasión magnífica para el lucimiento de quien aspira al bastón de mando como alcaldesa de la Villa y Corte:

“Ignacio Aguado e Isabel Díaz Ayuso (que aspiran a presidir la Asamblea de Madrid) ayer echaron un órdago y decidieron apoyar los dos al que tuviera más votos en la Asamblea de Madrid, ¿Mantiene usted ese órdago a Martínez-Almeida (Para la alcaldía de Madrid)? ¿En el caso de que los votos de VOX sean necesarios, si VOX le negara sus votos a Ciudadanos, haría usted alcalde de Madrid a Martínez-Almeida aunque tuviera menos concejales que usted?”

La respuesta de Villacís fue una finta: Quería aprovechar y agradecer la presencia de los concejales del PP. No estamos para órdagos. El reto es ser alternativa al populismo. Quien quiera apoyar la propuesta de Ciudadanos, bienvenido sea. El proyecto debe ser dirigido por Ciudadanos.

Hubo algunas preguntas más, que podrían haber servido para lucimiento de la candidata, pero fueron cascajo sin valor, un puro ‘villacisco’: El alcalde, necesariamente, no tiene que ser el más votado, tiene que gobernar el mejor proyecto político. Madrid-Central es propaganda, tiene que ver con el hecho de que Ahora-Madrid no ha hecho nada. En lugar de carteles en la M-30 invitando a que vengan a Madrid, avisan retenciones. Proyectos de Manoteras, Madrid Nuevo Norte. Soterramiento de la A-5. Infraestructuras para Madrid a presentar en unos días. Viviendas en Madrid. Y… un cuento de una rana que salta en el  agua antes de hervir: ¿Se acuerdan de la rana? Nosotros somos la rana. Catastrazo. Tasa de basuras. Zonas para aparcar. Voracidad recaudatoria. El Ayuntamiento recauda más, tiene un botón y recauda más, y la gente paga más. Con más de 10.000 millones de superávit, Madrid tiene el IBI más grande de la historia. Bajar impuestos de transmisiones, transmisiones ‘mortis causa’. Concejalía de Salud y deporte. 1.000 millones de superávit, no 10.000 Y…

3 apuntes finales:

– Sin gastar 1.000 millones de euros, no 10.000. Confunde cifras.
– Patrocinaba el Banco de Sabadell, de Cataluña, cuna de Ciudadanos.
– Sin exponer programa electoral para Madrid, Begoña Villacís ‘villacisca’. A favor del candidato del PP a la alcaldía de Madrid, José Luis Martínez-Almeida.


Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826

Privacidad | Política de Cookies | Aviso Legal