España, 19-11-2018

De fuera vendrán que bueno te harán: sobre la democracia y el Estado Español

Mi Columna
Eugenio Pordomingo (3/11/2018)
Es sabido –varias encuestas y estudios recientes así lo confirman-, que los españoles son los ciudadanos europeos que más critican a su país. La mayoría no conocen la verdadera historia de España, pero da lo mismo, el caso es criticar y denostar. Recuero lo que Otto von Bismarck,  en su etapa de primer ministro prusiano, allá por el año1863, le dijo a un embajador español que le visitó en Viena: “España es una gran nación, yo la admiro profundamente, conozco la historia de la creación de su imperio y creo que resulta indestructible…”. A lo que el diplomático español le preguntó: ¿Por qué señor Canciller?, y Bismarck le respondió “Porque ni siquiera ustedes, los españoles, son capaces de destruir su nación”.

Menciono esta anécdota porque estoy harto, hasta las criadillas, de que sectores políticos –ciertamente poco ilustrados y seguidores del dogma- siempre que se refieren a España lo hagan con este latiguillo: “Estado Español”. Sin embargo, cuando mencionan a Francia, Italia, Cuba o cualquier otro país, lo hacen con su nombre a secas: Francia, Italia, Cuba…

Y enlazo ahora con este breve sucedido, que viene del Reino Unido, a ver si así –como procede del extranjero- se aprecia más.

En el mes de diciembre de 2010, la cadena 2 de Televisión España tuvo el acierto -aunque lamentablemente quedó relegado a una franja horaria de mínima audiencia, a altas horas de la madrugada- de emitir un documental titulado ´La cuna del parlamentarismo´  en conmemoración del 1.100 Aniversario del Reino de León.

El documental (Video) nos ofrece una parte  importante de nuestra historia -siglos olvidada e intencionadamente ocultada-, que es interesante conocer, difundir y defender.

El texto con el que Televisión España nos introduce en el documental ´La cuna del parlamentarismo´, dice así: “En su celebrado libro ´Life and death of democracy´, el profesor Keane de la Westminster University afirma que la democracia representativa no nació en Inglaterra sino en las Cortes Leonesas de 1188”. Ese volumen, de casi 1.000 páginas, se editó en 2009, y tuvo una excelente acogida por parte de los medios de comunicación más importantes del Reino Unido y de las universidades de Historia. En España, algo habitual, tuvo escasísimo eco.

La tesis del volumen de Johan Keane es que La democracia representativa no nació en Inglaterra, sino en las Cortes Leonesas de 1188.

El escritor Juan Pedro Aparicio relata en este video el magno suceso, para luego mostrar, desde una perspectiva sintetizadora de dos mil años de historia, las raíces de un reino, cuyos súbditos practicaban la democracia directa en sus Concejos Abiertos.

Según relato histórico, comentado por Aparicio, “La democracia participativa nació en España, en  las Cortes de León en 1188. Sus antecedentes se encuentran en la costumbre ancestral” y en la normativa romano-visigoda, que fueron creando un conjunto legislativo que “alumbro maneras democráticas”.

En abril de 1188 se reunieron las primeras cortes de la historia, allí estaban los obispos, los nobles, pero también los “hombres del común”. El joven rey Alfonso IX, con tan solo 16 años, leyó una declaración de Derechos que ya quisiéramos disponer hoy. Ahora hay retórica, mucho contenido vacuo y escasa intención de cumplir. Hoy no se sirve al pueblo, sino que se sirven de él.

Alfonso IX gobernó durante más de cuatro décadas, y durante su reinado se creó la Universidad de Salamanca, y recuperó para su reino las tierras que le habían saqueado, además de promulgar una legislación abundante que amparaba y protegía a todos los ciudadanos de los abusos de ciertos nobles. Ese sistema de gobierno participativo se extendió a toda Europa, aunque los resultados no fueron iguales.

Alfonso IX fue excomulgado en más de una ocasión, acusado de consanguineidad, pero supo superar esos avatares, entre los que no hay que despreciar las ambiciones de sus familiares por despojarle del trono. A ello contribuyó la jerarquía religiosa, que no veía con buenos ojos el ascenso de los ´hombres del común´.

Durante el reino de León, con sus reyes y sus gentes, con “genio institucional”, se creó la primera universidad de España, se escribió el primer texto romance peninsular, las primeras crónicas de España, nacieron los fueros y las cortes, etc. León era el imperio de la ley.

No sé si es políticamente correcto o no, pero ya se sabe, de fuera vendrán que bueno te harán.


Contenido relacionado...


Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826

Privacidad | Política de Cookies | Aviso Legal