El ministro de Economía, Carlos Cuerpo, visita en Ucrania el Muro del Recuerdo de los Caídos

España
Alejandra Durrell (29/6/2024)
El ministro de Economía, Comercio y Empresa, Carlos Cuerpo, viajó a Kiev, capital de Ucrania, acompañado de una delegación de 23 empresas españolas. El objetivo, nadie lo duda ha sido “identificar oportunidades y sinergias de colaboración en la reconstrucción de Ucrania”. El latiguillo de siempre. Ya se sabe, primero destruyen, se colabora en el importante negocio de las armas y luego, la segunda etapa, la de “reconstruir”. Siempre por el pueblo, por y para la ciudadanía sojuzgada por enemigos del sistema; el nuestro, por supuesto.

Bajo el subterfugio de “ayudar a la modernización del país”, 23 empresas españolas, públicas y privadas, han acompañado al ministro de Economía del actual gobierno socialista, para engrosar las arcas de la patria, la nuestra. Da lo mismo la colaboración de nuestro país en seguir azuzando los tambores de guerra. El negocio es el negocio.

Es cierto que las empresas españolas son, en muchos casos –sobre todo en el sector de infraestructuras, sanidad, renovables, energía y ferroviario-, punteras. De eso no hay duda, aunque muchas de ellas solo tienen de español el nombre de antaño; ahora están aparecen en bolsa con un importante accionariado internacional, en su mayoría procedente de fondos estadounidenses, canadienses, etc.

La visita del ministro de Economía se ha hecho en una situación privilegiada, pus Ucrania está a punto de comenzar –ya sin dilaciones- su camino hacia la integración en la UE y OTAN. Esa andadura la hace Ucrania a través de una alfombra roja colocada por la Administración Biden. Atrás queda esa etapa en la que se consideraba a Ucrania como el segundo país más corrupto de Europa, el primero lo ocupa Bielorrusia.

Hay que destacar que España es uno de los países europeos que no ha dudado lo más mínimo en apoyar la política de Washington (OTAN, UE y Zelenski), aunque más acertado es decir “seguir instrucciones”.

Los dos países, España y Ucrania, han firmado recientemente un acuerdo de defensa y seguridad. Por otro lado, el gobierno que preside Pedro Sánchez (PSOE-SUMAR) ayuda, no solo entrenando a militares ucranianos y enviando, o vendiendo, todo tipo de armamento y municiones, sino en acoger a más de 200.000 ciudadanos ucranianos desde que comenzó la invasión rusa (marzo de 2022), concediéndoles de forma “automática” permiso de residencia y de trabajo. Lo cierto es que ese número es mayor, pues los que se acogen a esa normativa europea lo hacen acompañados de familiares. Sanidad, Educación y Vivienda son algunos de los beneficios sociales a los que, también, de forma automática. tienen.

Acciona Energía, Adif, CAF, Grupo Cobra, Renfe, entre otras, así como la Cámara de Comercio de España y la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), han sido algunas de las empresas e instituciones que acompañaron Carlos Cuerpo, ministro de Economía.

Desconozco el “éxito” de ese viaje de negocios, pero no creo que los españolitos de a píe nos beneficiemos de ello.

Una obviedad: me da la impresión que cuando se preparan para la reconstrucción es que la guerra puede estar a punto de acabar.


Etiquetas:
, , , , , , ,