World Vision consigue que más de 3.000 niñas no sufran la mutilación genital en Kenia

Internacional
Javier Martínez (11/2/2014)

Javier Martínez entrevista a responsables de World Vision

Javier Martínez entrevista a responsables de World Vision

Dentro de la campaña www.stopablacion.org, que lleva a cabo la ONG worldvision, tuvo lugar la presencia en España –invitadas por la organización- de tres mujeres keniatas para que cuenten de primera mano cómo luchan contra la ablación o mutilación genital femenina a pesar de tener que enfrentarse a sus amigos y familiares.

World Vision nos cuenta que ha puesto en marcha en varios países africanos proyectos de lucha contra la práctica de la ablación con buenos resultados. Por ejemplo, en la región de Marigat, al oeste de Kenia, más de



Cuarenta Jefes de Estado y de Gobierno africanos se reúnen en el Elyseo

África/Francia
Severo Moto Nsa (6/12/2013)

Severo Moto

Severo Moto

Cuarenta jefes de Estado y de Gobierno de países africanos se dan cita en París, durante los días 6 y 7 de diciembre, convocados por el Presidente de la República Francesa, François Hollande.

La cumbre tiene por objeto la Paz y la Seguridad en África. En un extenso programa previo dedicado a temas relacionados con el Continente africano, el Jefe del Estado francés clausuró el pasado 4 de diciembre la conferencia sobre las relaciones económicas entre Francia y África; organizada, en Bercy, conjuntamente por el Ministro de Economía, Moscovici y el Medef. El día 5, François Hollande intervino en la conferencia relativa a la “amenaza de extinción del elefante de África”. En los mismos prolegómenos de la “Cumbre para la Paz y la Seguridad de África”, el Primer Ministro francés Laurent Fabius acogerá a sus homólogos para un almuerzo en el Quai d’Orsay, sede del Ministerio Francés de Asuntos Exteriores y Cooperación.

Aunque no haya sido revelado el meollo central de la Cumbre, los aledaños de la misma aseguran que el “Golfo de Guinea”, será el principal objetivo de la misma, en un momento en que dicho entorno africano, no solo se ha revelado especialmente estratégico y punto de referencia para una importante



Ghislaine Dupont y Claude Verlon, periodistas de Radio Francia Internacional (RFI), asesinados en Malí

Malí/(Francia
espacioseuropeos (3/11/2013)

Claude Verlon y Ghislaine DuPont, en Malí, en julio 2013 (Foto RFI).

Claude Verlon y Ghislaine DuPont, en Malí, en julio 2013 (Foto RFI).

Ghislaine Dupont y Claude Verlon, periodistas de Radio Francia Internacional (RFI), fueron asesinados ayer sábado en Kidal, al norte de Malí, según han confirmado fuentes oficiales francesas.

Los dos periodistas, enviados especiales de Radio Francia Internacional (RFI) a Malí, la periodista Ghislaine DuPont, de 57 años, y el técnico de reportajes, Claude Verlon, de 55 años, fueron asesinados el sábado poco después de haber sido secuestrados por “hombres armados en la localidad de Kidal”, según comunicado de la cancillería francesa en la zona. Los dos periodistas tenían experiencia en trabajos informativos en África y otros lugares en conflicto.

Marie-Christine Saragosse, presidenta de France Média Monde (RFI, France



El gobierno de Malí y los tuaregs acuerdan la paz

Malí
espacioseuropeos< (20/6/2013)

Combatientes yihadistas en el norte de Malí.

Combatientes yihadistas en el norte de Malí.


Unas largas negociaciones de casi dos semanas entre el gobierno provisional de Malí y los tuaregs han concluido con un “alto el fuego” y, sobre todo, unanimidad en que se puedan celebrar las elecciones presidenciales previstas para el 28 de junio.

El acuerdo contempla además, un período de dos meses para organizar las conversaciones de paz con los tuaregs del norte de Malí y concluir el estatuto administrativo de la zona norte de Azawad (ciudades de Tombuctú, Kidal y Gao).



La ONU autoriza el envío de cascos azules a Malí

ONU/Malí
espacioseuropeos.com (28/4/2013)Cascos azulesEl Consejo de Seguridad de Naciones Unidas ha aprobado la creación de una “fuerza de paz” formada por 12.600 cascos azules destinados al norte de Malí. El envío de tropas será efectivo el próximo 1 de julio, si las condiciones de seguridad lo permiten, y se mantendrá durante un periodo inicial de un año. La Misión de Naciones Unidas para la Estabilización de Malí (MINUSMA) se hará cargo de la MISMA, fuerza panafricana actualmente sobre el terreno. Se prevé que MINUSMA esté formada por 11.200 soldados y 1.440 policías como máximo, que incluirán batallones de reserva preparados para un eventual rápido despliegue.

Más de la mitad de los efectivos de la fuerza serán africanos, aproximadamente 6.300, procedentes de diez países del continente.

MINUSMA no será una misión antiterrorista, pero evitará el retorno de



La iniciativa de Obama para el Sáhara Occidental deja en segundo plano la preocupante dinámica del “toma y daca” de Ban Ki-moon (Debate en la ONU, 2ª parte)

Ban Ki-moon y Christopher Ross.

Ban Ki-moon y Christopher Ross.

Sáhara Occidental
Ana Camacho (20/4/2013)
El borrador de resolución para el Sáhara Occidental propuesto por EE UU para el Sáhara Occidental ya ha tenido sus efectos sobre terreno. El más evidente, es el de los aspavientos de disgusto de Marruecos. Otro, menos visible pero igualmente importante, es que la ola de optimismo que ha generado entre los simpatizantes de la causa saharaui, ha desviado la atención del último informe del Secretario General de la ONU sobre la situación en el Sáhara Occidental. Un texto (aquí lo tenéis) que perfila un triunfo diplomático marroquí en la vertiente política del conflicto, causa del mismo y de las violaciones de los derechos humanos.



Llegan a Malí 47 militares españoles para formar a las tropas del país

España/Malí
espacioseuropeos.com (19/4/2013)soldados-espanoles-a-mali
Francia ha obtenido éxito en sus presiones al gobierno de Rajoy al conseguir que España envíe un contingente, no determinado, de unos 50 militares del Ejército español para apoyar al gobierno de Hollande en su acción militar en Malí. Francia llevaba tiempo pidiendo a España que enviara más soldados a la zona y que se integrar en la fuerza europea de protección de los instructores militares.

El director del gabinete del presidente del gobierno, Jorge Moragas, ha tenido mucho que ver en la decisión de Rajoy de aceptar las pretensiones del presidente galo. Francia solicitó a España que enviará 120 militares para



La iniciativa de Obama para el Sáhara Occidental: ¿Se opondrá Francia? (Debate en la ONU, 1ª parte )

Sáhara Occidental
Ana Camacho (17/4/2013)

 Kerry Kennedy con Aminetu Haidar a la que entregó el premio de su fundación Robert F. Kennedy por su lucha por los derechos humanos.


Kerry Kennedy con Aminetu Haidar a la que entregó el premio de su fundación Robert F. Kennedy por su lucha por los derechos humanos.

La noticia de que Estados Unidos se ha alineado con la causa de los derechos humanos en el Sáhara Occidental corrió el fin de semana como la pólvora entre saharauis y simpatizantes de su causa en todo el mundo como un nuevo síntoma de que “algo se está moviendo” en este conflicto estancado. La cuestión ahora es hasta qué punto este supuesto cambio en la postura norteamericana puede infundir un golpe de timón efectivo a favor de una solución justa y definitiva de un contencioso en el que las violaciones de los derechos humanos son la consecuencia de la invasión ilegal de Marruecos de un territorio que no le pertenece.

Lo único que sabemos de esta novedad es lo que nos ha contado la Fundación Robert F. Kennedy cuando este fin de semana felicitó a su Gobierno por haber presentado un proyecto de resolución en la ONU para que la MINURSO (la Misión de Naciones Unidas para el Referéndum del Sáhara Occidental), tenga



Human Rights Watch advierte que las represalias del ejército maliense podrían empeorar la situación

Malí (África)
Ana Camacho (30/3/2013)

La Operación Serval tal como la refleja el Ministerio de Defensa francés

La Operación Serval tal como la refleja el Ministerio de Defensa francés

El gobierno de transición de Bamako ya no puede decir que las denuncias sobre violaciones a mujeres, torturas, ejecuciones sumarias, saqueos, envenenamiento de pozos y abusos cometidos por el ejército maliense en las zonas donde ha recuperado el control gracias a la intervención militar francesa, son un puro invento propagandístico de las fuerzas rebeldes en el norte de Malí. Organizaciones de prestigio como Human Rights Watch (HRW) creen que estas acusaciones tienen fundamento y que en Bamako,  deberían intervenir antes de que este mal genere una nueva espiral de violencia étnica “que empeore la ya difícil situación” del país saheliano.



Francia consiente que la guerrilla Seleka tome el poder en la República Centroafricana

Fuerzas rebeldes en el norte de la República Centroafricana en 2004

África
Ana Camacho (27/3/2013)
Llama la atención que el presidente francés Hollande, rechazase la petición de ayuda que el presidente centroafricano François Bozizé le hizo para que las tropas franceses acudiesen en su ayuda y frenasen el avance de los guerrilleros del Seleka (Alianza) que lo han acabado derrocando este fin de semana.

Bozizé había pretendido al fin y al cabo lo mismo que ha logrado en Malí, su colega Diancounda Traoré, al que las tropas francesas están ayudando a recuperar el control del Azawad que el Gobierno de Bamako había perdido con la secesión tuareg. Pero así como Hollande, para intervenir en Malí, las responsabilidades históricas que Francia tiene como antigua potencia colonial, el cumplimiento de los compromisos en materia de seguridad existentes entre los dos países y la necesidad de impedir que las bandas islamistas impusiesen su voluntad por la vía de las armas, en el caso de la República Centroafricana, no quiso saber nada.

 “Se acabaron los tiempos de la Françafrique”, le contestó Hollande aludiendo al fin de una era en que, desde París, se acudía con tropas a salvar a los dictadores de los estados africanos amigos. A Bozizé, evidentemente, no le gustó ese doble rasero con el que a él le presionaban para que negociase con la guerrilla de  Seleka, mientras Hollande y su ministro de Exteriores Fabius, rechazaban tajantemente la vía de la negociación entre las partes enfrentadas, prescrita para Malí por las resoluciones de la ONU, alegando que no había “nada que discutir con terroristas”.

Bozizé, pertenece a esa estirpe de autócratas africanos indeseables que llevaba diez años gobernando y luciendo un execrable historial en materia de valores democráticos y derechos humanos. Su situación no era mucho más criticable que la de su antiguo colega y aliado, el presidente chadiano Idriss Déby que, entre sus crímenes tiene el de haber entregado a Bozizé, en 2009, su principal enemigo, el dirigente opositor Charles Massi que, tras ser detenido en el sur de Chad, desapareció en las cárceles centroafricanas. Pero Déby, tras una temporada de difíciles relaciones en París, ha logrado cierta indulgencia del Gobierno de Hollande en relación a sus métodos de gobierno, a raíz del importante papel que ha jugado en favor de los intereses franceses con el envío a Malí de unos 2.000 hombres.

En cualquier caso, el derrocado dictador sentía que tenía más derecho que Traoré en recibir la ayuda militar francesa contra sus enemigos: su colega maliense no es más que el presidente interino de un Gobierno todavía no legitimado en las urnas que en París tuvieron que articular, tras un golpe de estado militar en Bamako, para poder dar credibilidad a ese punto con el que han justificado la intervención como la leal respuesta al “Gobierno de Malí”. Él, en cambio, había ido prolongando su presidencia con elecciones que en París nunca pusieron oficialmente en entredicho. Además, así como para Malí Hollande ha tenido que enviar tropas desde otras bases en África, en la República Centroafricana lo tenía mucho más fácil, porque este país es tradicionalmente una de las bases más importantes de Francia en el continente.

Con estos argumentos a su favor, Bozizé volvió a insistir desplegando curiosas estrategias: manifestaciones de mujeres en Bangui pidiendo al Seleka que cesara las hostilidades o el asalto por parte de un grupo teledirigido desde el palacio presidencial a la sede de la embajada francesa de Bangui pidiendo que  la intervención militar gala salvase al pueblo de nuevos sufrimientos.

Ana Camacho

Ana Camacho

Ni por esas: Hollande se mantuvo en sus trece. “Estamos ahí para proteger a nuestros expatriados y nuestros intereses”, dijo tajante al subrayar que la base no está “para ayudar al régimen” y que Francia no iba a hacer nada que tuviese que ver con una injerencia en los asuntos internos de la República Centroafricana. Eso sí, en París decidieron reforzar su contingente con el envío de 150 paracaidistas.

Es comprensible que el ex presidente se lo tomase muy mal acusando a Francia de conspirar en su contra. Seguramente, no se creyó la versión con la que algunos analistas aseguraron que la República centroafricana era la prueba de fuego de un cambio de política de Hollande respecto al patio trasero africano, con el que marcar un antes y un después respecto a su antecesor Sarzozy. Sabemos que Bozizé salvó la vida huyendo a Camerún en un helicóptero pero, hasta el momento, no hay pistas de que haya averiguado por qué en Malí sí, y con él no.

N. de la R.
Este artículo se publica con la autorización de Ana Camacho, periodista, activista intelectual y física, de los derechos humanos, que también  se puede leer en su página de Internet en arenas movedizas.

 




Espacios Europeos © Copyright 2005-2019 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826

POLÍTICA DE PRIVACIDAD | Política de Cookies | Aviso Legal