España, 29-09-2016

El Gobierno de España acepta la demora de otro año más para que el FMI nos devuelva 14.860 millones de euros que le prestamos

Christine Lagarde da las gracias a De Guindos

Christine Lagarde da las gracias a De Guindos

España
espacioseuropeos (1/4/2016)
En su habitual Consejo de Ministros, el Gobierno de España aprobó en el último (q8 de marzo) un acuerdo mediante el cual se “toma conocimiento de la segunda extensión por un año del acuerdo de préstamo entre España y el Fondo Monetario Internacional (FMI)”.

Lo que la referencia ministerial llama “Extensión”, no es más que un subterfugio para ocultar que es una demora de un año más para que el Fondo Monetario Internacional nos devuelva el préstamos que España le concedió de, nada más y nada menos, que de 14.860 millones de euros.

En mayo de 2013 nos hicimos eco de ese préstamo, recogiendo los argumentos del gobierno español: “agravamiento de la crisis económica internacional en la segunda mitad del año 2011 impulsó iniciativas para garantizar que el Fondo Monetario Internacional cuente con recursos disponibles suficientes”

Ese préstamo al FMI se hizo, de acuerdo con las directrices del G-20, con el objetivo de aumentar los recursos de la institución que dirige la francesa Christine Lagarde.

Ahora, los argumentos para aceptar la petición de demora en la devolución –creemos que ese dinero nunca llegará a las arcas españolas- es que el “agravamiento de la crisis económica internacional en 2011 motivó diversas iniciativas para garantizar que el FMI contara con recursos disponibles suficientes; entre otras, mediante préstamos bilaterales temporales”.

El Acuerdo preveía una duración inicial de dos años a partir de su entrada en vigor, aunque ladinamente se indicaba en uno de los apartados del mismo que el FMI “podría extender el plazo de este Acuerdo hasta por dos períodos adicionales de un año, sin que el plazo total exceda de cuatro años”.

La primera demora en esa devolución fue en 2014 y expira el próximo 18 de julio, así que habrá que estar atentos pues con esto de la investidura del nuevo presidente, la cosa se puede diluir en el olvido.

Hay que tener cuidado con esos dineros, pues Christine Lagarde, que nada más hacerse con el cargazo de directora del FMI, se subió el sueldo in 11%, y además se salvó de la imputación en el ´caso Tapie´. Es una hábil nadadora y aquí encuentra aguas procelosas que a “ellos” les van muy bien.

 


Contenido relacionado...


Compartir:


Espacios Europeos © Copyright 2005-2016 No nos copiéis, nos cuesta mucho trabajo mantener esta página.
Editor y Director: Eugenio Pordomingo Pérez. Editado en Madrid. ISSN 2444-8826